Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

James Van Der Beek va a volver a ser padre

Parece que el atractivo protagonista de 'Dawson Crece' le ha cogido el gustillo a esto de la paternidad y quiere repetir. Un año después de convertirse en papá por primera vez, anuncia que su mujer vuelve a estar embarazada. La familia crece.
Olivia llegó al mundo hace exactamente 13 meses. Ahora, James Van Der Beek ha publicado en su Twitter que Kimberly Brook está esperando el segundo hijo del matrimonio: "Justo cuando pensábamos que no podíamos ser más agraciados, parece que el universo tiene planes para que nuestra pequeña tenga un hermanito...".
De momento, es lo único que sabemos. El actor no ha desvelado si saben la fecha en que Kimberly dará a luz o el sexo del bebé. A lo que sí estamos acostumbrados es a ver al protagonista de 'Dawson Crece' tuiteando todo acerca de la paternidad.
James y Kimberly comenzaron a salir en julio de 2009, un mes después de que se separara de su primera mujer Heather McComb. La pareja contrajo matrimonio en Israel durante el mes de agosto de 2010, dos meses antes de que la pequeña Olivia naciera.
Tras la ceremonia, Van Der Beek escribió: "El mejor día de mi vida. La mujer que amo me ha hecho el honor de convertirse en mi mujer... Espero compartir con ella el resto de mi vida".
JAMES VAN DER BEEK SE CONVERTÍA EN PAPÁ HACE UN AÑO
"Este fin de semana he tenido la bendición de convertirme en padre... No puedo acercarme a describir la dicha que siento ni aunque tuviera 140 millones de caracteres para hacerlo", escribió el actor hace ya 13 meses.
"Me disculpo de antemano por las próximas odiosas entradas que colgaré hablando sobre mi paternidad", añadió James. "Estoy hechizado por ella", dijo el orgulloso padre.
"Si viera el fútbol con mi hija ahora, le encantarían los sonidos del NFL y querría verlo siempre conmigo a medida que vaya creciendo", bromeó Van der Beek.