Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La baronesa Thyssen: "Mi hijo está en manos de una secta"

Borja Thyssen reclama a su madre desde hace tiempo dos cuadros que asegura que le regaló el barón cuando era niño. Por eso se presentó en el Museo acompañado de un notario. Sin embargo, su madre, Carmen Cervera, ha explicado que sus obras de arte y las de su difunto marido se rigen por la ley inglesa, que no reconoce la herencia legítima, que reclama su hijo. 
"El abogado de Borja no conoce bien las leyes británicas o a lo mejor no sabe leer en inglés", ha sentenciado la baronesa. Para ella, según publica hoy La Razón, su hijo "forma parte de una secta que le reclama dinero, con muchos gastos, con gente extraña a su alrededor; ha contratado una asesora de imagen, me impiden verle, poder hablar con él...está abducido".
Además, hace unos días se conocían unas imágenes, grabadas por las cámaras de seguridad, en las que supuestamente Borja entraba en la residencia de su madre para coger unos documentos.
A pesar de todo, Carmen asegura que su hijo tendrá los cuadros, tanto el Goya como el Giaquinto.
Sobre la pelea con su nuera, Blanca Cuesta, Carmen Cervera ha asegurado que "jamás" pidió "una prueba de paternidad" a Borja. "Fue Blanca quien propuso la prueba... y se sacó una casa de seis millones de euros. Yo se lo podría haber pedido porque soy su madre, pero nunca hubiera involucrado a su mujer. Eso solo lo hacen para desprestigiarme", sentencia.
La baronesa lamenta que no puede ver a su nieto. "Me gustaría ver al niño más a menudo. Sólo me ha permitido cogerlo en brazos una vez, y porque había foto".
Carmen tiene claro que "mientras Borja este mal aconsejado, no debe contar con nada". En esta afirmación pueden incluirse los cinco millones de dólares (3,4 millones de euros) que Borja Thyssen recibe cada cinco años además de los más de 300.000 dólares (206.000 euros) que percibe al año y que debe cobrar el próximo 24 de julio cuando cumpla 30 años.