Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Caja Madrid celebra su Asamblea el lunes sin tratar su nuevo proceso electoral

La cuarta entidad financiera española, Caja Madrid, celebra el lunes su Asamblea General Ordinaria para aprobar la gestión llevada a cabo por el consejo de administración y los resultados generados en 2008, así como el presupuesto de obra social para 2009, entre otros aspectos. EFE/Archivotelecinco.es
La cuarta entidad financiera española, Caja Madrid, celebra mañana su Asamblea General Ordinaria para aprobar la gestión llevada a cabo por el consejo de administración y los resultados generados en 2008, así como el presupuesto de obra social para 2009, entre otros aspectos.
En esa reunión no está previsto que se trate el proceso electoral que habrá de acometer Caja Madrid bajo la nueva ley autonómica madrileña de cajas de ahorros, que fue aprobada la semana pasada por la Asamblea de Madrid y que dificulta la continuidad del presidente de la entidad, Miguel Blesa.
Blesa expondrá mañana su informe sobre la marcha de la caja en 2008, cuando el beneficio neto atribuido se situó en 840,48 millones de euros, un 70,6 por ciento menos que en 2007 por la ausencia de plusvalías como los 2.333 millones obtenidos por la venta de la participación en Endesa y el beneficio que logró por la venta del 21,5% de Realia.
Sin embargo, si se excluyen esas plusvalías, la caja consiguió elevar un 5,6% su resultado recurrente, pese a las dificultades financieras y económicas, que sin embargo quintuplicaron su tasa de morosidad, hasta el 4,87%.
La reducción de resultados ha provocado que el presupuesto de la Obra Social de Caja Madrid para 2009 haya disminuido en términos absolutos (al bajar a 187 millones frente a los 250 de 2008), pese a que el porcentaje destinado a estas actividades se ha mantenido en el 22,5% de los resultados, según adelantó Blesa hace unos meses.
Durante la presentación de los resultados del año pasado, el presidente de Caja Madrid prometió que mantendría la contribución a la parte asistencial, mientras que otras actividades de la obra social verían reducidas sus aportaciones.
Dentro del orden del día de la Asamblea General Ordinaria también figura el acuerdo sobre las retribuciones de los órganos de gobierno de la entidad y el análisis de la emisión de instrumentos financieros para que la segunda caja española pueda captar recursos de los mercados.