Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Italia pide a España el mismo trato de igualdad para su oferta en el proceso de venta de Deoleo

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, solicitará a España el mismo trato de igualdad para las ofertas extranjeras presentadas en proceso de venta de Deoleo, entre ellas la del Fondo Strategico Italiano (FSI), respaldado por el Estado italiano, y Qatar Holding.
"Las empresas italianas vendieron marcas de aceite a España hace unos años. Si hoy el FSI u otras empresas italianas quieren comprar de nuevo en el mercado abierto, ellos tienen el derecho sacrosanto para hacerlo", ha subrayado Renzi en Verona, donde ha afirmado que planea abordar este tema con el presidente del Gobierno españo, Mariano Rajoy.
"Voy a hablar con mi amigo Rajoy", ha agregado el primer ministro italiano, después de que los fondos italiano y qatarí hayan dado un paso más en su estrategia para entrar en Deoleo, ya que estarían dispuestos a flexibilizar su inversión en la compañía, apoyar la propuesta del bloque español y tener una participación minoritaria en la compañía, según han informado a Europa Press en fuentes conocedoras de la situación de la firma.
En concreto, ambos fondos estatales, que han presentado su oferta a través de una 'joint venture' (IQMIIC) al 50%, han trasladado al Gobierno la posibilidad de respaldar una propuesta que contara con los actuales accionistas de la compañía, entre ellos Dcoop (Hojiblanca) y Unicaja, que yan han manifestado su interés en permanecer en la firma, y en la que participaría además la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).
Las mismas fuentes han asegurado que la oferta italo-qatarí es a largo plazo y apuesta por mantener la sede en España y su cotización en Bolsa, al tiempo que asegura la continuidad del equipo directivo actual y el empleo de su plantilla, así como su compromiso con el campo andaluz. "Estos fondos están abiertos a ser parte de la solución", han asegurado las mismas fuentes.
La oferta de los italianos es una de las que más preocupa al sector e incluso al propio Gobierno, cuyo objetivo es que Deoleo no se desmembre, que mantenga su sede social en España y tenga un compromiso con los oleicultores españoles.