Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Moody's ve el plan estratégico de Iberdrola y sus resultados de 2015 "consistentes" con su calificación

Advierte que el aumento de la inversión y del dividendo puede debilitar "ligeramente" su perfil financiero
Moody's considera que el plan estratégico de Iberdrola para 2016-2020 y los resultados obtenidos por el grupo en 2015 "son consistentes" con su actual calificación crediticia de 'Baa1', aunque advierte que el aumento de la inversión y del dividendo puede hacer que el perfil financiero del grupo se "debilite ligeramente" en los próximos dos años.
No obstante, la agencia de calificación confía en que la dirección de Iberdrola tome medidas para asegurar que los ratios de crédito se mantengan bien posicionados.
En un informe, la agencia afirma que el nuevo plan de la compañía, que prevé unas inversiones de 24.000 millones de euros para los próximos cinco años, representa tanto una extensión como una aceleración de sus anteriores perspectivas para el periodo 2014-2016.
Así, señala que el desarrollo del grupo energético se seguirá sustentando en tres pilares fundamentales: un perfil de riesgo equilibrado, eficiencia operativa y solidez financiera.
Además, considera que el incremento de las inversiones y el dividendo creciente -con un 'pay out' de entre el 65% y el 75%- señalan un aumento del énfasis en el crecimiento, desde las medidas más defensivas de los años recientes.
Según Moody's, esto se debe a la mejoría del entorno macro y del marco regulatorio en sus mercados domésticos. "También refleja que el grupo ha alcanzado sus objetivos de apalancamiento para 2016 con un año de antelación, incluyendo un ratio deuda neta/ Ebitda de 3,5 veces", añade.
En lo que se refiere a los resultados, afirma que "el mayor Ebitda en 2015 ilustra cómo la escala y la diversificación de Iberdrola sostienen la estabilidad de sus flujos de caja en momentos de incertidumbre en los mercados, si bien también influyen los efectos positivos del tipo de cambio".
PLAN ESTRATÉGICO.
Iberdrola invertirá 24.000 millones de euros entre 2016 y 2020 y prevé un crecimiento medio anual del 6% tanto del beneficio como del resultado bruto de explotación (Ebitda), según el plan estratégico para el periodo presentado por la compañía la pasada semana.
En lo que respecta a la política de dividendo en el periodo, mantendrá su crecimiento en línea con el incremento de los resultados, con un 'pay-out' entre el 65% y el 75% de sus beneficios.
Asimismo, se mantendrá la política de dividendo flexible y la recompra de acciones para evitar dilución, con lo que mantendrá el número de títulos de su capital social en 6.240 millones.