Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pekín lanza un plan de estímulo para impulsar la economía china

El Gobierno chino ha decidido hacer frente a la desaceleración del crecimiento del país mediante una serie de medidas fiscales en apoyo de las pequeñas empresas y del consumo, así como para el impulso de la construcción de líneas de ferrocarril.
De este modo, las empresas de pequeño tamaño y las microempresas verán extendidos hasta finales de 2016 los beneficios fiscales de los que disfrutan, según apunta la agencia china 'Xinhua'
Además, el Gobierno chino estudia elevar el umbral de ingresos de 60.000 yuanes (unos 7.000 euros) fijado para beneficiarse de exenciones fiscales.
Funcionarios presentes en las conversaciones indicaron que las autoridades del país asiático se plantean adoptar medidas de apoyo a las empresas, así como para estimular el consumo de los hogares e impulsar la creación de empleo.
En el mismo sentido, Pekín mantendrá su apuesta por el desarrollo del ferrocarril con la construcción de 6.600 kilómetros de nuevas líneas este año, lo que implica 1.000 kilómetros más que en 2013.
Estas nuevas líneas recorrerán principalmente las regiones del centro y el oeste de China, donde se destinarán de forma prioritaria las inversiones necesarias para contribuir a su urbanización.
A este respecto, el Gobierno establecerá un fondo dotado con hasta 300.000 millones de yuanes (35.105 millones de euros), que se financiará parcialmente mediante la emisión de hasta 150.000 millones de yuanes (17.552 millones de euros) en bonos.
El Gobierno chino confía en que la economía del gigante asiático registre una expansión del 7,5% en 2014, después de que el Producto Interior Bruto (PIB) del país creciera un 7,7% en 2013.