Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El avión Solar Impulse II aterriza con éxito en Sevilla tres días después de partir de Nueva York

El avión Solar Impulse II ha aterrizado con éxito en Sevilla sobre las 07,39 horas de este jueves tras atravesar el océano Atlántico tres días después de partir del aeropuerto JFK de Nueva York, dentro del proyecto de vuelta al mundo a bordo de esta aeronave.
La llegada del Solar Impulse II, que se mueve de día y noche exclusivamente con energía solar, ha sido visible desde toda la ciudad de Sevilla por el humo anaranjado desplegado por la patrulla Águila integrada por seis cazas Eurofighter que ha escoltado a la aeronave formando la bandera de España en el cielo.
La vuelta al mundo ha celebrado ya 14 etapas desde que partió de Omán y en su recorrido ha pasado por India, Myanmar, China, Japón y Estados Unidos.
El Solar Impulse 2 es un avión monoplaza realizado en fibra de carbono, con 72 metros de envergadura (mayor que un Boeing 747) y con un peso de 2.300 kilos (equivalentes a un coche familiar en vacío). Cuenta con 17.248 células solares desplegadas sobre sus alas y las cuatro baterías que almacenan la energía solar propulsan las hélices únicamente con energía limpia.
Este diseño le permite ahorrar una considerable cantidad de energía durante el día, que puede usar durante la noche, gracias a sus baterías. De hecho, según sus promotores, al no necesitar energías basadas en las fuentes fósiles, el Solar Impulse 2 tiene autonomía de vuelo ilimitada, de manera que "teóricamente, podría volar indefinidamente, ya que sólo estaría limitado por la resistencia física del piloto".