Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La bodega Viñas del Vero, de la D.O. Somontano, innova y emplea drones en la vendimia de este año

La bodega Viñas del Vero, de la D.O. Somontano, empleará drones en la vendimia de este año, que al estar dotados con cámaras térmicas, multiespectrales son capaces de "ver" en longitudes de onda que no percibe el ojo humano, todos los rincones del viñedo, ya que disponen de una gran potencia de visualización a partir de fotografías aéreas.
Con esta herramienta tecnológica se puede reproducir, con una gran resolución (el tamaño de la pantalla de un smartphone medio), el estado real de las hojas del viñedo. De este modo, se podrá analizar el estado sanitario de cada hoja, su stress hídrico, su contenido en clorofila o antocianos, la producción potencial o la calidad inherente al fruto que está alimentando el racimo.
Esta tecnología al servicio de la viticultura de precisión permite a Viñas de Vero realizar labores de control sobre el viñedo, como poda individualizada, dosificación variable de abonos y fitosanitario, así como un profundo conocimiento de la producción y calidad potencial de la vendimia para poder separar calidades en el momento de la recolección, ha informado la bodega en una nota de prensa.
El director Agrícola de Viñas del Vero, José María Ayuso, ha explicado que "a pesar del uso de estos avances tecnológicos, estas herramientas nunca sustituirán el necesario seguimiento y control por parte de los viticultores y enólogos para alcanzar las más altas cotas de calidad del producto". "Y es que la enología y viticultura no dejarán nunca de ser un arte, una especialidad en la que la intervención humana diaria es absolutamente necesaria", ha señalado.
En la actualidad, Viñas del Vero es la primera bodega de la Denominación de Origen de Somontano por su volumen y calidad de producción. La empresa cuenta con 612 hectáreas de viñedo propio y elabora alrededor de 5 millones de botellas al año, lo que supone el 40% del total del Somontano.
Sus vinos, Viñas del Vero, Secastilla y Blecua, pueden encontrarse en restaurantes y tiendas especializadas de más de 50 países, entre los que se encuentran Estados Unidos, Canadá, México, Japón, Reino Unido, Alemania, Holanda, Bélgica, Suecia, Dinamarca, Suiza y Austria. Desde julio de 2008 es propiedad de la familia de bodegas de González Byass y en 2011 conmemoró el XXV Aniversario de su creación.