Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un juez de bancarrotas autoriza a GM a usar 33.300 millones de dólares para seguir operando

El dinero prestado por el Gobierno estadounidense se utilizará para mantener la empresa en funcionamiento mientras se encuentra en bancarrota. EFE/Archivotelecinco.es
El Tribunal de Quiebras de Nueva York autorizó hoy a General Motors (GM) a utilizar los 33.300 millones de dólares prestados por el Gobierno estadounidense para mantener la empresa en funcionamiento, mientras se encuentra en bancarrota.
El juez Robert Gerber ya había autorizado de forma provisional la utilización de la mitad de ese dinero, pero la decisión anunciada hoy es interpretada como un paso fundamental para que GM salga de la quiebra en la que se declaró el pasado 1 de junio.
El periódico Free Press de Detroit señaló en su edición digital que el juez Gerber aprobó el acceso a los 33.300 millones de dólares después de que el abogado del fabricante de automóviles le informara que GM había realizado pequeñas modificaciones a su plan de reestructuración en respuesta a las preocupaciones de los acreedores.
Los 33.300 millones de dólares aprobados hoy por Gerber se suman a los 19.400 millones de dólares que Washington ya prestó a GM desde diciembre de 2008 para mantener sus operaciones.
De los 33.300 millones de dólares, 30.100 millones proceden del Gobierno estadounidense y el resto de las autoridades canadienses, que quieren mantener una porción de la producción de General Motors en el país.
También hoy GM defendió ante Gerber el pago de unos 40 millones de dólares a dos firmas financieras que la asesoraron para redactar el plan de reestructuración.
El Gobierno estadounidense considera que la factura es excesiva por un mes de trabajo.