Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La bolsa sube el 0,47% y se acerca a 8.600 puntos por el alza de las plazas internacionales

Un inversor sigue las cotizaciones del indicativo Ibex-35 en la sede de la bosla de Madrid. EFE/Archivotelecinco.es
La bolsa de Madrid subió hoy el 0,47 por ciento y se aproximó a los 8.600 puntos animada por la subida de las plazas internacionales y la recuperación de constructoras y algunas compañías energéticas.
Así, su principal indicador, el Ibex-35, avanzó 40,10 puntos, equivalentes al 0,47 por ciento, hasta 8.584,80 puntos. Las pérdidas acumuladas en el transcurso del año disminuyen al 6,64 por ciento.
Después de la subida del 2,7 por ciento de Wall Street el pasado viernes, a pesar del aumento del paro estadounidense en enero hasta el 7,6 por ciento de la población activa, la bolsa española era incapaz de iniciar la sesión con ganancias, afectada por el retraso en la aprobación del plan Obama.
Por las pérdidas de los grandes bancos, a pesar de que Barclays anunció que redujo el año pasado su beneficio el 1 por ciento, y los despidos anunciados por Nissan, 20.000, la bolsa caía moderadamente.
Hasta la apertura de Wall Street, el mercado madrileño transcurrió sobre el nivel de 8.500 puntos, sin que le preocupara el descenso del superávit comercial germano o las previsiones del Banco de Francia, que prevé que el PIB francés caiga el 0,6 por ciento en el primer trimestre del año, con lo que entraría en recesión.
Wall Street abría con pequeñas pérdidas, pendiente de la aprobación por el Senado del plan de auxilio del sistema financiero estadounidense, que prevé inyectar más de 800.000 millones de dólares y que podría rematarse mañana.
La posibilidad de que General Motors comprara parte de Delphi era bien recibida por el mercado, todo lo contrario que los resultados de Whirlpool.
Al final de la jornada, mientras Wall Street incurría en pérdidas, el euro se acercaba a 1,31 dólares y el barril de petróleo Brent a 47,5 dólares, la bolsa española llegaba a superar con la colaboración de constructoras y petroleras el nivel de 8.600 puntos, bajo el cual cerraba.
De los grandes bajaron Iberdrola, el 0,68 por ciento, la mayor caída del Ibex, afectada por un informe negativo, y Telefónica, el 0,07 por ciento, mientras que Banco Santander y BBVA repitieron cotización y Repsol subió el 1,43 por ciento.
Criteria comandó las ganancias del Ibex con una subida del 4,35 por ciento, mientras que Gamesa avanzó el 3,88 por ciento; Técnicas Reunidas, tras confirmar un contrato de 1.300 millones de euros en los Emiratos Árabes Unidos, el 3,86 por ciento; Bankinter, el 3,7 por ciento; OHL, el 3,57 por ciento y Sacyr, el 3,08 por ciento.
De las cuatro compañías del Ibex con pérdidas, tras Iberdrola se situó Red Eléctrica, que cedió el 0,57 por ciento; Banesto cayó el 0,29 por ciento y el cuarto lugar fue para Telefónica.