Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los conductores de autobús de Barcelona realizan su paro número 20 en un año

Los conductores de autobuses de Barcelona durante una huelga. EFE/Archivotelecinco.es
Barcelona, 22 jun (EFE).- Los conductores de autobús de Barcelona afrontan hoy su paro número 20 en un año y medio, convocado por tres sindicatos en protesta por la falta de acuerdo en el convenio colectivo de este año.
Los convocantes son CGT, Actub y la Plataforma Sindical de Autobuses de Barcelona, que consideran que la negociación del convenio "está parada y no se ve ninguna posibilidad de acuerdo" y que están en desacuerdo con el servicio interlíneas. La convocatoria no cuenta con el respaldo de UGT ni CCOO.
Los tres sindicatos que han convocado el paro de cinco horas, entre las 11.00 y las 16.00 horas de hoy, confían que el 100% de la plantilla lo secunde, a pesar de las "presiones" de la dirección de TMB para que los nuevos conductores no se sumen a la protesta.
En declaraciones a Efe, el presidente del comité de empresa, Saturnino Mercader, de CGT, ha expresado su esperanza de que el 100% de la plantilla de los trabajadores de Autobuses de Barcelona, conductores o no, secunden el paro aunque la empresa "ha presionado" a los nuevos conductores para que no lo apoyen y ha convocado reuniones con los agentes de intervención (que controlan los billetes), para evitar su participación en la huelga.
Fuentes de TMB consultadas por Efe rechazan estas acusaciones y opinan que los que presionan, "cada día del año", son los convocantes del paro.
La presidenta y el vicepresidente de la empresa, Assumpta Escarp y Dídad Pestaña, respectivamente, han enviado una carta "transparente" a los trabajadores en la que se les indica que la situación de desacuerdo entre las partes está entrando en un terreno delicado para el futuro de la empresa.
Los trabajadores han sido convocados por los tres sindicatos a celebrar una asamblea a las 13.00 horas de hoy ante los juzgados de lo social, situados en la Ronda Sant Pere de Barcelona, donde poco antes está fijado un juicio que debe dirimir el desacuerdo entre la empresa y los tres sindicatos sobre la aplicación de las pausas de 25 minutos en la jornada laboral.
Según los sindicatos, la empresa aplica de forma unilateral los 25 minutos de descanso diario, mientras fuentes de TMB consideran que simplemente se ha alargado a 2009 el pacto que se alcanzó sobre este tema el pasado año.
Un conductor de autobús genera al año unos 13 días de fiesta sumando los 25 minutos de descanso diarios, de los que ocho son de descanso obligatorio y los otros cinco se puede optar por cobrarlos o reposar, según la aplicación que realiza la empresa.
Los conductores de autobús no pararán a las 11.00 horas el servicio, sino que finalizarán el recorrido de cada línea y devolverán el vehículo a su cochera correspondiente, donde acudirán los del turno correspondiente antes de las 16.00 horas para recoger el autobús y tenerlo en el inicio de línea a esa hora, cuando se prevé finalice el paro.