Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El sector del vino muestra su preocupación por la decisión de Reino Unido de abandonar la UE

Alerta del riesgo de que Reino Unido establezca sus propias normas fiscales y establezca nuevas barreras arancelarias y no arancelarias
La Federación Española del Vino (FEV) ha mostrado su preocupación y ha calificado de "mala noticia" para el sector el resultado del referéndum en Reino Unido para abandonar la Unión Europea, ya que considera que esta decisión tendrá "repercusiones inmediatas" y en el medio y largo plazo para el mercado común, según ha informado en un comunicado.
En concreto, la federación ha recordado que históricamente Reino Unido es uno de los mejores clientes de España, después de que en 2015 las exportaciones de vino alcanzaran la cifra de 356,1 millones de euros, situándose como el segundo destino del vino español, solo por detrás de Alemania, y el primero, en el caso de vino envasado, con un volumen de negocio de 240,2 millones de euros.
La FEV ha señalado que los primeros efectos negativos ya se están notando con una caída histórica de la libra esterlina que tendrá consecuencias directas sobre el sector, como el encarecimiento del vino, mientras que también podría tener un impacto importante sobre una posible caída del turismo británico en España como consecuencia de una devaluación de la libra.
La federación recuerda que el turismo es una importante vía para dar a conocer y poner en valor los vinos españoles entre los consumidores ingleses, y que podría verse afectada a partir de ahora.
El sector advierte de que existe el riesgo de que Reino Unido establezca sus propias normas fiscales, que hasta ahora ha mantenido armonizadas en el marco del mercado común, así como el establecimiento de nuevas barreras arancelarias y no arancelarias para los vinos españoles y europeos.
La FEV aboga por ser "cautelosos" ante el periodo de incertidumbre que se abre y advierte de que hay esperar a conocer las condiciones de salida de la UE del Reino Unido y los posibles futuros acuerdos bilaterales a los que se llegue con este país a partir de ese momento.
Por último, el sector hace un llamamiento a las autoridades para que trabajen a partir de ahora con la vista puesta en que haya "el menor impacto" en las relaciones comerciales con el Reino Unido, un mercado que seguirá siendo de enorme importancia para el vino español.