Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ashton se reúne mañana con el 5+1 en Ginebra para abordar negociaciones de un acuerdo nuclear definitivo

La Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton, ha anunciado este lunes que se reunirá mañana martes en Ginebra con altos funcionarios de Estados Unidos, China, Rusia, Francia, Reino Unido y Alemania para abordar el "calendario" con vistas a negociar un acuerdo definitivo con Irán sobre su programa nuclear.
Ashton ha augurado que habrá "muchas cuestiones difíciles" para tratar de negociar una solución definitiva al programa nuclear iraní pero ha reclamado "mantener" la actual dinámica y "comenzar a avanzar en un diálogo y discusiones significativas" con Irán, si bien ha rechazado avanzar cuáles cree que serán los asuntos más espionosos a negociar ahora.
La jefa de la diplomacia europea ha explicado que el objetivo es comenzar a negociar un acuerdo definitivo con Irán "en las próximas semanas" en febrero y ha avanzado que abordará "el calendario" para ello con los directores políticos del 5+1 este martes en Ginebra, insistiendo en que quiere "ir rápido para alcanzar un acuerdo" definitivo sin comprometerse en todo caso con el plazo de seis meses que durará el acuerdo preliminar pactado en noviembre.
"Primero tenemos que identificar todos los elementos que tenemos que discutir", ha justificado, para evitar dar más detalles.
El acuerdo debe abordar en todo caso de forma "adecuada, plena y completa" las preocupaciones de la comunidad internacional sobre el programa nuclear. "Necesitaremos un tiempo para lograr esto", ha precisado.
Los ministros de Exteriores de la UE han acordado este lunes suspender durante seis meses las sanciones pactadas contra Irán en el marco del acuerdo preliminar nuclear de noviembre, incluida la prohibición de ofrecer servicios de transporte y seguros para las ventas actuales del crudo iraní, la prohibición a la importación de productos petroquímicos iraníes y la prohibición de comercial en oro y metales preciosos con Irán, además de elevar las transferencias financieras autorizadas para el comercio legítimo con Irán.
En el marco del acuerdo preliminar de noviembre, Irán se comprometió a dejar de enriquecer urnanio al 20 por ciento y a no enriquecerlo durante seis meses por encima del 5%.
Los inspectores de la Agencia Internacional para la Energía Atómica han comenzado a desconectar las centrifugadoras de enriquecimiento de uranio de la planta nuclear iraní de Natanz, algo que ha sido clave para que los Veintiocho den luz verde a la suspensión de las sanciones este lunes.