Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barroso y Renzi, optimistas tras reunión con Putin y Poroshenko por compromiso con protocolo de Minsk

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y el primer ministro italiano, Matteo Renzi, se han mostrado optimistas tras la reunión que este viernes han mantenido, junto a otros lideres europeos, con el presidente ruso, Vladimir Putin, y el presidente ucraniano, Petróo Poroshenko.
Ha sido una "discusión constructiva, hay muchas diferencias, pero hemos cruzado la línea hacia una solución, podemos ser positivos", ha asegurado Renzi en declaraciones a la prensa en Milán (Italia), en donde se celebra un foro euroasiático en cuyos márgenes se están sucediendo los esfuerzos diplomáticos para aliviar las tensiones entre Kiev y Moscú.
"Creo que ha sido una buena reunión, ahora la clave es la implementación, lo acordado es la necesidad de implementar el protocolo de Minsk. Este acuerdo es esencial para crear confianza entre las partes implicadas", ha dicho por su parte Barroso.
Poroshenko y Putin se han visto este viernes en un encuentro en el que también han participado, además de Barroso, los mandatarios de Alemania, Angela Merkel; Francia, François Hollande; y Reino Unido, David Cameron. También ha estado presente el presidente del Consejo, Herman Van Rompuy.
Renzi ha bromeado con que ha sido "un desayuno sin desayuno, en el que nadie ha tomado café italiano", para subrayar el compromiso de los asistentes con el "diálogo" y la búsqueda de una solución.
Tras el acuerdo sobre la importancia de cumplir todos los puntos del protocolo de Minsk, en especial el alto el fuego entre Ucrania y los separatistas prorrusos, los contactos bilaterales continuarán en las próximas "horas, días, semanas", ha dicho Renzi.
"El proceso obviamente no será concluido rápidamente, necesitamos tiempo", ha concedido el primer ministro italiano, pero la situación emprende una dirección "crucial, de paz, diálogo y cooperación".
Barroso, por su parte, ha advertido de que además del compromiso con el protocolo, será esencial la "verificación" del alto el fuego y que se celebren "elecciones locales en esa región de Ucrania", en referencia al este del país, "en pleno respeto de la ley ucraniana".
En este sentido, Renzi ha hecho referencia a una propuesta de Hollande para ofrecer instrumentos de "última tecnología" como drones, para "controlar" las fronteras.
Barroso, además, ha apuntado que los contactos de la diplomacia europea continuarán a lo largo del día en Milán con las delegaciones rusa e ucraniana para preparar a nivel de expertos la reunión que el martes se celebrará en Bruselas sobre la cuestión del gas. Moscú cortó el suministro de gas a Ucrania el pasado mes de junio y Putin amenazó el jueves con cortar el flujo a los países de la UE si se comprobaba que Ucrania desviaba parte de ese suministro.
Mientras, el Kremlin ha anunciado que Putin se reunirá de nuevo con Poroshenko, Merkel y Hollande en las próximas horas en Hollande.