Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ELN tilda de "impedimento para la paz" la petición de Santos de que ponga fin a los secuestros

El Ejército de Liberación Nacional (ELN) ha afirmado este domingo que la petición del presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, de que pongan fin a los secuestros supone "un impedimento para la paz".
"La condición que el presidente Santos interpuso al proceso de diálogo con el ELN, se ha convertido en un impedimento para la paz", ha dicho, en un comunicado publicado a través de su cuenta en la red social Twitter.
"Declaraciones de Santos pretenden ser una imposición, por cuanto es sólo una parte la que debe cumplirle a la otra al margen del acuerdo", ha agregado a través de esta misma vía.
Así, la guerrilla ha sostenido que "la pretensión de hacer imposiciones a la otra parte evidencia que el Gobierno no tiene la intención de cumplir los pactos", recalcado que "una negociación implica el compromiso mutuo en el que las dos partes ceden".
Por ello, ha reclamado que los puntos se discutan y resuelvan "en conjunto", al tiempo que ha insistido en que "plantearse hoy modificaciones sustanciales, como la exigencia del presidente, es incumplir definiciones y trancar el proceso de paz".
La guerrilla ha criticado además que "las afirmaciones del presidente desataron ofensiva mediática que está desgastando la confianza que produjo anuncio del Acuerdo de Agenda", añadiendo además que las mismas "han generado confusiones en la opinión, con falsas acusaciones como la que dice que el ELN ha faltado a los acuerdos".
"La realidad demuestra que ha sido el presidente Santos quien impuso la condición de que el diálogo se desarrolla en medio del conflicto", recordando que "el ELN ha reiterado la urgencia de un cese bilateral al fuego y las hostilidades".
"Toda actividad carente de verdad, lesiona la seriedad del proceso de diálogos y le hace mucho daño a la paz de Colombia", ha remachado la guerrilla.