Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El jefe del Ejército indio asegura que no "se quedará sentado" si Pakistán permite el paso de milicianos

El jefe de las Fuerzas Armadas indias, el general Bikram Singh, ha asegurado este lunes que India no "se quedará sentada" si sus "vecinos", en referencia a Pakistán, rompen las reglas de la frontera y permiten la entrada de milicianos paquistaníes en su territorio, según han informado los medios locales.
Singh ha hecho hincapié durante una rueda de prensa en Nueva Delhi en que el Ejército disparará contra cualquier soldado que cruce la Línea de Control (LoC), la frontera militarizada que divide la región de Cachemira, ocupada por Pakistán e India. El jefe de las FAS ha hecho estos comentarios poco después de que los medios paquistaníes culparan a India de violar el alto el fuego y acusaran a su Ejército de disparar contra un civil cerca de la frontera militarizada.
"Si nuestros vecinos siguen las normas, nosotros las seguiremos también. Si las rompen, no nos quedaremos sentados, las romperemos también". Singh ha afirmado además que está en contra de que se manipule con la Ley de Poderes Especiales de las Fuerzas Armadas (AFSPA) en Jammu y Cachemira.
Los dos rivales, ambos propietarios de armas nucleares, han luchado en tres ocasiones desde 1947, dos de ellas en torno al territorio de Cachemira. Ambos países controlan una parte de la región pero reclaman la totalidad del territorio. Durante toda una década, la frontera de Cachemira ha sido escenario de una tregua entre Pakistán e India, a pesar de haberse roto en varias ocasiones por emboscadas y tiroteos entre los dos Ejércitos.
Fuentes militares paquistaníes habrían informado a los medios de que un civil había resultado herido por un disparo de los soldados indios este sábado, en una zona cercana a la Línea de Control. Singh ha asegurado que la ruptura del alto el fuego ha tenido lugar para evitar la infiltración de combatientes de Pakistán en territorio indio.
Asimismo, ha recalcado que la frecuencia en que se ha violado el alto el fuego ha disminuido considerablemente desde la reunión de los directores generales de operaciones militares de los dos países a finales de diciembre de 2013.
Ante la posibilidad de realizar algún cambio en la estrategia militar nacional, Singh ha asegurado que "las Fuerzas Armadas tienen que estar presentes en Jammu y Cachemira dadas las circunstancias actuales". "Debemos esperar a que mejoren las condiciones antes de hacer ningún cambio", ha añadido.
"El punto de vista militar es que tenemos que esperar un tiempo para supervisar la situación. Sólo se tomará una decisión después de esto", ha asegurado Singh. No obstante, ha asegurado que tienen "un compromiso enfocado hacia la mejora del poder de combate del Ejército", ha añadido.