Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jennifer Lawrence: "Es un crimen sexual"

Jennifer Lawrence: "Es un crimen sexual"telecinco.es

La actriz norteamericana Jennifer Lawrence habla por primera vez desde el famoso robo de fotografías y videos íntimos a varias famosas de Estados Unidos. Asegura que "no es un escándalo. Es un crimen sexual", en una entrevista concedida a Vanity Fair.

"Únicamente por ser una figura pública, por ser una actriz, no significa que buscase esto", dijo Lawrence en esta entrevista. "Es mi cuerpo, y debería ser mi elección, y el hecho es que no es mi elección. Me parece repugnante" asegura.
La joven, de 24 años, fue una de las muchas celebridades que sufrieran esta filtración de imágenes y vídeos de carácter íntimo. Mientras que Google y Reddit tratan de eliminar las imágenes que circulan por la red, los 'hackers' siguen difundiendo nuevas fotografías de otras famosas.
La ganadora de un Oscar, asegura que "no tengo nada por lo que pedir perdón. Tenía una saludable y apasionada relación desde hacía cuatro años. Era una relación a distancia, así que o tu novio va a estar mirando porno o puede estar viéndote a ti."
Además la actriz ha cargado duramente contra las páginas en las que se distribuyeron sus imágenes, insitiendo en que "sólo el hecho de que alguien pueda ser sexualmente explotada y violada, y que la primero que se le pase por la cabeza a alguien es hacer negocio de ello... No puedo imaginarme ser tan poco empática y vacía por dentro", además que quienes vean esas fotos "deberían estar avergonzados. Hay incluso gente que conozco a la que le encanta decir 'oh, claro, he vistos las fotografías'. Intento no enfadarme, pero a la vez pienso, yo no te he dicho que puedas mirar a mi cuerpo desnudo."
Lawrence ha dicho que el peor momento fue cuando llamó a su padre para contarle lo que estaba sucediendo. "Cuando cogí el teléfono para llamar a mi padre y contarle que estaba pasando... No pensé en cúanto dinero tendría por "Los Juegos del Hambre", lo juro. No compensa", aunque la actriz tuvo "suerte" porque en ese momento "estaba jugando al golf, por lo que estaba de buen humor", dijo entre risas.

El FBI lo investiga
"El FBI tiene constancia de las denuncias que concierne a la intrusión y a la ilegal distribución de este material privado, y está investigando el tema", ha confirmado Christopher Allen, jefe del departamento de comunicación del FBI, según recoge Mashable.
Sin embargo, la actriz no cree que los delincuentes acaben siendo detenidos. "Mi felicidad no depende en que esta gente acabe siendo detenida, porque seguramente no vaya a suceder. Necesito encontrar la felicidad en mi interior", apuntó la estadounidense.