Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gadafi pidió a Berlusconi que cesara los bombardeos de la OTAN

El fallecido líder libio Muamar Gadafi envió el pasado mes de agosto una carta a su "amigo" el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, en la que, apelando al tratado de amistad suscrito entre Libia y su antigua potencia colonial, le pedía que ayudara a poner fin a los bombardeos de la OTAN.
La misiva, publicada este lunes por el semanario francés 'Paris Match', fue transmitida el pasado 7 de agosto por el general Abdalá Mansour --muy cercano a Gadafi y que dirigió la televisión estatal durante largo tiempo-- al director de una agencia de azafatas italiana, Alessandro Londero, y su mujer Yvonne di Vito, que viajaron expresamente hasta Trípoli, de donde el coronel había huido el día antes.
El matrimonio, según la publicación, era amigo personal de Gadafi y le había visitado en varias ocasiones en su jaima tanto en Trípoli como en su ciudad natal de Sirte. "Era un hombre simple, apegado a sus raíces beudinas, que quería hacernos descubrir su cultura y su país y nos trataba con gran respeto", ha explicado Di Vito a la revista.
En su encuentro con Mansour, la pareja recibió el borrador de la carta que había escrito Gadafi con sus anotaciones y correcciones de puño y letra que debían ser modificadas. "Cuando la traductora del servicio de protocolo la ha visto, nos ha dicho que reconocía la escritura del 'guía' y se ha puesto a llorar", relata Londero. El matrimonio entregó la carta en la sede del Gobierno, pero no hubo ninguna respuesta ni ésta se dio a conocer.
En la carta, Gadafi reconoce que le ha "sorprendido la actitud de un amigo con el que he cerrado un tratado de amistad favorable a nuestros dos países" y señala a Berlusconi que le habría gustado que se interesara "por los hechos" y que hubiera tratado de "mediar antes de apoyar esta guerra".
En todo caso, el dirigente libio dice que "no acusa" a Berlusconi "de algo de lo que tú no has sido responsable, ya que sé bien que no estabas a favor de esta acción nefasta que no te honra ni a ti ni al pueblo italiano".
Así las cosas, Gadafi considera que Berlusconi todavía tenía la "posibilidad de dar marcha atrás y hacer prevalecer los intereses de nuestros dos pueblos" y le asegura que tanto él como los libios estaban dispuestos a "olvidar y a pasar esta página negra en las relaciones privilegiadas" entre los dos países.
Por ello le pide que "cese estos bombardeos que matan a nuestros hermanos libios y a nuestros hijos. Habla con tus amigos y vuestros aliados para conseguir que cese esta agresión en contra de mi país". "Espero que Dios todopoderoso te guíe en el camino de la justicia", remacha Gadafi.