Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ledezma pide a Zapatero que no le visite y alerta a la MUD sobre la "trampa" del diálogo con el Gobierno

El ex alcalde de Caracas y líder opositor Antonio Ledezma, que está bajo arresto a domiciliario, ha pedido al ex presidente español José Luis Rodríguez Zapatero que no vaya a visitarle, rechazando así la mediación de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) para lograr un nuevo diálogo entre el Gobierno y la oposición que el antiguo edil capitalino ha calificado de "trampa".
"Señor Zapatero, yo no quiero que venga a visitarme, no me visite. En vez de que usted me visite a mí, vaya a visitar las tumbas, vaya a llevar un ramo de flores a esos héroes, a esos caídos; vaya a visitar las cárceles, a ver si le dejan entrar en las celdas donde están siendo humillados, torturados y mancillados más de 470 presos políticos venezolanos", ha dicho en un vídeo difundido por las redes sociales.
Ledezma ha responsabilizado a Zapatero del fracaso del referéndum revocatorio que la Mesa de Unidad Democrática (MUD) pretendía celebrar el año pasado para que los venezolanos decidieran si echar del Palacio de Miraflores a Nicolás Maduro antes de que expirara oficialmente su mandato como presidente, en 2019.
Zapatero lidera el trío de ex presidentes --integrado también por Martín Torrijos (Panamá) y Leonel Fernández (República Dominicana)-- con el que UNASUR medió en el diálogo del año pasado entre el Gobierno y la oposición que terminó de naufragar cuando el Consejo Nacional Electoral (CNE) impidió la consulta popular.
"Señor Zapatero, si usted hubiese contribuido a impedir que el año pasado nos robaran el referéndum revocatorio, no estaríamos sufriendo hoy en día este drama, esta tragedia, porque esta (Asamblea) Constituyente la vinieron a anunciar 30 días después que habían sido asesinados 26 jóvenes venezolanos", ha sostenido.
Ledezma ha instado a la MUD, en medio de los llamamientos del Gobierno a un nuevo diálogo, a no caer en esta "trampa". "De qué diálogo hablan si han convertido esas mesas en una burla", ha reprochado, recordando que los celebrados estos años han derivado en "una cacería de brujas (...) que ha llenado las cárceles de presos políticos".
"GOLPE CONTINUADO"
El ex regidor caraqueño ha pedido a la MUD y al pueblo venezolano "que no se rinda" tras cuatro meses de continuas manifestaciones que han sido reprimidas con dureza por las fuerzas de seguridad, dejando un saldo de más de cien muertos y miles de detenidos. "Esta es la hora, este es el momento. Tenemos que seguir en las calles", ha afirmado.
Ledezma ha considerado que la presión en las calles y de la comunidad internacional es la única forma de revertir "un golpe continuado" con el que el Gobierno "desconoce la separación de poderes" y el Estado de Derecho. "Usan los jueces como sicarios para fusilar a quienes discrepamos de la manera en la que están destrozando el país", ha denunciado.
El líder opositor ha reiterado que "Maduro y su camarilla llevan 18 gobernando Venezuela pero lo que han hecho es una competencia para ver quién roba más (...) mientras ese pueblo que han traicionado tiene que andar por allí rebuscando, rompiendo bolsas de basura" para conseguir comida.
Este "golpe de Estado" se profundizará con la Asamblea Constituyente que ha convocado Maduro, según ha alertado, por lo que ha urgido al Parlamento, controlado por la MUD, a que cumpla con el mandato que le dieron los venezolanos en la urnas en las elecciones del 6 de diciembre de 2015 y el pasado 16 de julio en el referéndum contra la Constituyente.
"El pueblo dio un golpe de timón para que Maduro entienda que tiene que abandonar el poder (...), que tiene que dar los pasos para que tengamos en Venezuela un nuevo Gobierno", ha aseverado. "Queremos un proyecto de vida", ha enfatizado Ledezma.
ASAMBLEA CONSTITUYENTE
Maduro ha convocado una Asamblea Constituyente esgrimiendo que es la única forma de devolver la paz social a Venezuela, que desde abril sufre una nueva ola de violencia por la represión de las protestas contra el Gobierno, que ya han dejado más de cien muertos.
El 30 de julio los venezolanos elegirán a los 545 miembros de la Asamblea Constituyente, de los cuales 173 saldrán de sectores afines al 'chavismo' y 364 tendrán carácter territorial, a lo que se suman ocho representantes indígenas que serán elegidos el 1 de agosto.
La MUD ha alertado de que la Asamblea Constituyente es un intento de Maduro para perpetuarse en el poder. Por su parte, la Organización de Estados Americanos (OEA) y numerosos gobiernos de la región han denunciado una ruptura del orden constitucional en Venezuela por la deriva autoritaria del Gobierno.