Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Líbano celebra la cuarta y última ronda de las elecciones municipales

Líbano ha celebrado este domingo la cuarta y última ronda de las elecciones municipales, un proceso que se ha extendido durante el último mes y que durante la jornada ha transcurrido en el norte del país y Akkar.
En total, 5.976 candidatos compiten por 273 consejos municipales, y 1.553 candidatos lo hacen por 740 cargos en alcaldías. Además, 580.095 votantes se registraron para votar en el norte, mientras que 269.910 lo hicieron en Akkar.
El ministro del Interior, Nuhad al Mashnuq, ha afirmado tras el cierre de los colegios electorales que "la última ronda de las elecciones ha sido excelente", agregando que "la participación ha sido muy alta", según ha informado el diario local 'An Nahar'.
Así, ha señalado que la participación ha sido de un 61,6 por ciento en Akkar, un 57,2 por ciento en Minieh-Dinniyeh, un 54,4 por ciento en Batrun, un 36,6 por ciento en Bcharré, y un 26,9 por ciento en Trípoli, donde se ha registrado el mínimo durante la jornada.
En esta última ciudad se enfrentaban una lista encabezada por el exministro de Justicia Ashraf Rifi, quien dimitió recientemente, y una respaldada por los exprimeros ministros Saad Hariri y Nayib Mikati.
La última ronda de las municipales se ha celebrado apenas unos días después de que se cumplieran dos años de vacío en la Presidencia del país, debido al bloqueo de las conversaciones para elegir un sustituto para Michel Suleiman, cuyo mandato terminó el 25 de mayo de 2014.
El Parlamento ha celebrado desde la salida del poder de Suleiman casi 40 sesiones para intentar elegir un presidente, si bien todas ellas han sido aplazadas al no alcanzar quórum debido a la falta de un acuerdo previo a la votación.
Sin embargo, el inicio de las elecciones municipales, en los primeros comicios de cualquier tipo en el país desde 2010 --siendo éstos también municipales-- ha reactivado los llamamientos a la convocatoria de parlamentarias.
El propio primer ministro del país, Tammam Salam, ha afirmado que la celebración de elecciones municipales demuestra que el país no es incapaz de acoger este tipo de procesos.