Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

México no va a pagar "bajo ninguna circunstancia" por el muro que propone Trump en la frontera

El Gobierno mexicano no tiene intención de pagar "bajo ninguna circunstancia" para la construcción del muro que ha propuesto el magnate Donald Trump, favorito para ser el candidato republicano para la Casa Blanca, con el fin de frenar la inmigración hacia Estados Unidos.
"México, bajo ninguna circunstancia, va a pagar por el muro que propone el señor Trump. No hay ningún escenario en el cual México pagaría por ese muro que está proponiendo el aspirante a la presidencia de Estados Unidos", ha advertido rotundo el secretario de Hacienda mexicano, Luis Videgaray.
En una entrevista radiofónica, ha defendido que el dinero de las arcas públicas mexicanas es, antes de nada, para atender las necesidades de los ciudadanos. En segundo lugar, ha añadido, "construir un muro entre México y Estados Unidos es una pésima idea que se basa en la ignorancia, que no tiene sustento en la realidad de la integración de América del Norte".
Según Videgaray, "hace más de cinco años que la migración entre México y Estados Unidos es negativa; es decir, hay más estadounidenses que vienen a México que mexicanos yendo a Estados Unidos".
Así las cosas, el ministro ha dejado clara la disposición al diálogo del Gobierno mexicano con el próximo inquilino de la Casa Blanca, como ha ocurrido con mandatarios anteriores. "Quien sea presidente por decisión del pueblo estadounidense va a encontrar en el Gobierno de México siempre una actitud constructiva de diálogo, pero también un interlocutor que verá por los intereses de los mexicanos", ha puntualizado, según recoge el diario 'Milenio'.
En todo caso, ha insistido en que "sería un despropósito" el que se pudiera "considerar utilizar dinero público de todos los mexicanos en algo que por supuesto no tendría ningún beneficio para México, y estamos convencidos de que tampoco para Estados Unidos".
Trump ha sido muy criticado en México en primer lugar por sus polémicas declaraciones del pasado mes de junio. "Cuando México envía a su gente, no envían a los mejores. Envían a gente que tiene montones de problemas, que traen consigo. Traen drogas, traen crimen. Son violadores. Y algunos, supongo, son buena gente", aseveró.
Su propuesta de construir un muro en la frontera con el vecino del sur también ha sido bien recibida por los mexicanos. Según el magnate, su construcción costaría unos 8.000 millones de dólares. Su amenaza de construir este muro ha tenido además como consecuencia, según datos oficiales, un incremento del número de personas que tratan de entrar ilegalmente en Estados Unidos cruzando desde México.