Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren 23 palestinos en una nueva madrugada de ataques del Ejército israelí

Dolor en GazaReuters
Al menos 23 palestinos han fallecido en la madrugada de este domingo en la Franja de Gaza a causa de los continuados ataques del Ejército israelí contra el enclave palestino, según ha informado la agencia palestina de noticias Maan.
El ataque más sangriento ha tenido lugar en la localidad de Rafá, donde, según las informaciones de la citada agencia, han muerto 15 civiles a causa de un bombardeo, que ha causado además varias decenas de heridos.
El Ministerio de Sanidad gazací ha elevado así a 1.730 el número de palestinos muertos y a 9.130 el número de heridos desde el inicio de la operación 'Margen Protector' el 8 de julio.
Por otra parte, han muerto 63 soldados y dos civiles israelíes a causa del impacto de un cohete, así como un ciudadano de nacionalidad tailandesa. La muerte de todos los soldados israelíes se ha producido después de la decisión tomada el 17 de julio por el Gobierno israelí de iniciar una operación terrestre contra el enclave.
El Ejército israelí podría estar ultimando sus preparativos para poner fin de manera unilateral al conflicto en Gaza, a tenor de las últimas informaciones de medios israelíes que apuntan una retirada generalizada de las posiciones militares en las próximas 24 horas, al finalizar las tareas de destrucción de los túneles de Hamás que entran en territorio israelí.
De momento, los medios israelíes informan, citando fuentes anónimas del Ejército, de que en las próximas 24 horas las tropas de Israel retrocederán las posiciones que mantienen desde hace días dentro de la frontera de Gaza y otras unidades que permanecen en el enclave palestino acabarán dentro de los límites de Israel.
Esta decisión tendría lugar después de diferentes anuncios efectuados por oficiales israelíes que descartan un regreso a las negociaciones para poner fin a una operación que dura 26 días.
"No vamos a hablar más de un alto el fuego", han advertido estas fuentes, citada por el periódico 'Haaretz'. En este sentido, Israel se limitará a velar "por sus propios intereses" y continuará con sus ataques sobre Gaza para destruir la infraestructura de las milicias palestinas.
Quien sí se ha pronunciado ha sido el viceministro de Exteriores israelí, Tzachi Hanegbi. "Creo que este el momento en el que debería terminar la operación por tierra. Podemos golpear a Hamás cuanto sea necesario en respuesta a sus lanzamientos de cohetes. Me imagino que van a proseguir", ha hecho saber en declaraciones al Canal 2 de la televisión israelí.
Por su parte, el portavoz de Hamás en la Franja de Gaza, Sami Abu Zuhri, ha afirmado que "la retirada unilateral o el redespliegue en Israel en la Franja serán respondidas de forma adecuada por el brazo militar de Hamás", según ha informado el citado diario israelí.
"Las fuerzas de ocupación deben elegir entre quedarse en Gaza y pagar por ello, seguir con las negociaciones y pagar el precio o renegociar y pagar el precio", ha añadido Abu Zhuri, que ha apuntado que en las próximas horas Israel estará moralmente derrotado.
Asimismo, el brazo armado de Yihad Islámica, las Brigadas Al Quds, ha asegurado que seguirá combatiendo "hasta lograr las demandas del pueblo palestino".