Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

O.Próximo- Los palestinos imponen condiciones, incluido reconocimiento de sus fronteras, para renovar las conversaciones

Los negociadores palestinos han planteado siete condiciones, incluido el reconocimiento por Israel de las fronteras de 1967 y Jerusalén Este como su capital, para continuar con las conversaciones de paz más allá de la fecha inicialmente acordada con la mediación de Estados Unidos del 29 de abril.
Según informa este viernes la agencia palestina Maan, que cita a un alto cargo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), estas condiciones fueron trasladadas durante el encuentro de nueve horas que tuvo lugar el miércoles con los negociadores israelíes en Jerusalén.
En concreto, los palestinos quieren recibir una carta escrita del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, reconociendo las fronteras palestinas de 1967 y Jerusalén Este como su capital, así como la interrupción de la actividad de asentamientos en Jerusalén y la apertura de instituciones cerradas en esta ciudad.
Por otra parte, reclaman la liberación de los presos palestinos que el exprimer ministro Ehud Olmert se comprometió a liberar, entre ellos Marwan Barghouthi, Ahmad Saadat y Fuad Shweiki, además del retorno de los palestinos deportados en 2002 tras el asedio a la Basílica de la Natividad en Belén.
Igualmente, piden que se aplique un acuerdo de pasos fronterizos y que se levante el asedio sobre la Franja de Gaza, territorio que actualmente controla el grupo islamista Hamás, que se niega a reconocer el Estado israelí.
Por último, reclaman que se permita la reunificación de 15.000 palestinos con sus familias y que Israel evite entrar en zonas en las bajo el control de la Autoridad Palestina para llevar a cabo detenciones o muertes, y que permitan a la AP algún control sobre el Área C, la zona de Cisjordania bajo control total de Israel.
Estas condiciones se conocen después de que ayer Israel anunciara que no liberará a un grupo de presos palestinos que estaba previsto. La decisión israelí es la respuesta al paso dado por la Autoridad Palestina de solicitar su inclusión en 15 convenciones y tratados internacionales de Naciones Unidas.
Respecto a esta cuestión, según Maan, Erekat ha defendido la decisión durante un encuentro con dirigentes de Al Fatá, el movimiento del presidente palestino Mahmud Abbas, subrayando que es un pequeño paso para que los palestinos puedan recuperar sus derechos.
Erekat precisó que estos quince tratados y convenciones figuran entre los 63 a los que la Autoridad Palestina está estudiando adherirse. El negociador jefe subrayó que para entrar en los quince tratados y convenciones no hace falta el voto de la ONU.