Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OSCE reconoce "cierta mejoría" en las elecciones de Kazajistán, pero no son aún "democráticas"

La misión de observadores de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) ha reconocido una "cierta mejoría" en la organización y desarrollo de las elecciones legislativas de Kazajistán, celebradas este domingo, aunque ha destacado que aún falta un trecho "considerable" para cumplir con los compromisos de la propia OSCE.
"Las elecciones anticipadas del 20 de marzo han sido organizadas eficazmente y se ha notado una cierta mejoría, pero indican que Kazajistán aún falta un trecho considerable para cumplir con sus compromisos con la OSCE para unas elecciones democráticas", explica la misión de observadores en su informe preliminar.
En concreto, subrayan que el marco legal "restringe derechos civiles y políticos fundamentales" por lo que es necesario una reforma "integral", aunque reconocen que el proceso de registro de candidatos ha sido "incluyente", lo que ha permitido a seis partidos participar en los comicios.
Por el momento no hay resultados oficiales, pero un sondeo a pie de urna apunta a que el partido del presidente, Nursultán Nazarbayev, se impondrá con una aplastante mayoría del 82 por ciento en las elecciones legislativas. Poco después de conocerse este estudio, el presidente Nazarbayev, de 75 años, ha felicitado a su partido por esta "mayoría abrumadora" en un comunicado publicado por la Presidencia.
"Es evidente que Kazajistán aún tiene un largo camino que recorrer para cumplir sus compromisos electorales, aunque se ha notado un cierto avance", ha señalado la coordinadora especial y jefa de la misión de observadores de la OSCE, Marietta Tidei. "El partido gobernante (Nur Otan) tenía una clara ventaja sobre los demás en estas elecciones y aunque los partidos han podido hacer campaña libremente, aún es insuficiente para una elección política genuina", ha añadido.
En cuanto al trabajo de los observadores, "las autoridades han invitado a los observadores internacionales de forma abierta y sin restricciones", aunque "en el día de la votación, los observadores se percataron de graves errores procedimentales durante el voto, el recuento y la tabulación".
"Los ciudadanos de Kazajistán han realizado su elección en una atmósfera de calma y libertad. En cuanto a la campaña electoral y la legislación, la delegación de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (APCE) acoge con satisfacción el compromiso de las autoridades para reformar el marco legal en 2017", ha apuntado por su parte el jefe de la delegación de la APCE, Jordi Xuclà.
Para Xuclà, "esta campaña electoral ha demostrado también que Kazajistán necesita un entorno político más abierto y competitivo, una condición clave para la estabilidad democrática a largo plazo".
RESTRICCIONES LEGALES
Aunque la Constitución de Kazajistán garantiza la libertad de expresión y prohíbe cualquier tipo de censura, hay leyes restrictivas que regulan el debate público y los medios de comunicación y reprimen los puntos de vista disidentes, señala la OSCE. Así, la misión refleja la "restricción de derechos civiles y políticos fundamentales, falta de una genuina variedad política y falta de pluralismo en los medios de comunicación".
Por su parte, la Comisión Electoral Central ha cooperado con la misión de observadores de forma "profesional" y sus sesiones están abiertas a los medios de comunicación, los partidos políticos y los propios observadores. "Sin embargo, las comisiones de menor rango han celebrado sesiones 'ad hoc' sin informar a nadie, lo que limita la transparencia del proceso", destaca.