Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El gobernante Partido Social Demócrata pierde las elecciones municipales

El gobernante Partido Social Demócrata (PSD) ha sufrido una contundente derrota en las elecciones municipales que se han celebrado este domingo en Portugal, a manos del Partido Socialista (PS), lo que ha sido interpretado como un castigo a su programa de ajuste económico.
Según los resultados oficiales difundidos por la televisión pública portuguesa RTP, a falta de un centenar de circunscripciones electorales por escrutar, el PS ha conseguido el 35,95 por ciento de los votos (1.583.765), lo que se traduce en 131 alcaldías.
A gran distancia de los socialistas, la coalición gobernante a nivel nacional, la del PSD y el Partido Popular Democrático (PPD), se ha adjudicado el 17,39 por ciento de los votos (766.248), es decir, 77 alcaldías.
En tercer lugar se sitúa la alianza formada por el Partido Comunista Portugués (PCP) y el Partido Ecologista (PEV), con el 10,91 por ciento de los sufragios (480.702), lo que les permitirá gobernar en un total de 28 municipios.
Por detrás, se encuentran el Grupo Cidadaos, con el 6,82 por ciento (300.544) y 11 alcaldías; y la fórmula del Centro Democrático Social y el Partido Popular (CDS-PP), con el 3,26 por ciento (143.720) y cinco municipios.
La gran protagonista de la jornada electoral, sin embargo, ha sido la abstención, que ha rozado el 47 por ciento, mientras que los votos nulos y blancos representan el 2,93 y 3,86 por ciento del total, respectivamente.
PRINCIPALES CIUDADES
El varapalo electoral del Gobierno de Pedro Passos Coelho se ha manifestado con mayor contundencia en las principales ciudades portuguesas: Lisboa, Oporto y Sintra, que han ido a parar a manos opositoras.
En Lisboa, el candidato del PS, António Costa, ha conseguido su tercer mandado con un 51,3 por ciento de los votos, frente al 22,5 por ciento del aspirante del PSD-PPD, Fernando Seara, que ya ha reconocido su derrota electoral.
En Oporto, el candidato independiente Rui Moreira ha arrebatado la Alcaldía al líder oficialista, Luis Filipe Menenzes, con un 39,3 por ciento frente a un 21,1 por ciento. "Esta derrota es solo mía. No es del Gobierno ni del PSD", ha subrayado Menenzes.
De la misma forma, en Sintra, hasta ahora gobernada por el PSD-PPD, la Alcaldía ha sido para el PS, con el 26,8 por ciento de los votos, aunque con una victoria muy reñida, ya que el candidato independiente ha conseguido el 25,4 por ciento de los votos.