Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía pide a comercios y ciudadanos no borrar grabaciones hechas en Bruselas en días próximos a atentados

La Policía federal ha lanzado un llamamiento a los habitantes y comerciantes de Bruselas con cámaras de vigilancia privadas para que no borren de momento las imágenes captadas en los días próximos a los atentados del pasado 22 de marzo, por si su contenido pudiera ayudar a la investigación.
El anuncio se dirige a quienes hayan grabado "incluso muy parcialmente" imágenes de la vía pública, entre los días 15 y 31 de marzo, aunque sólo se distinga "una parte de la acera u otro elemento de la vía pública".
En un aviso difundido a los medios por el juez de instrucción del caso se avisa de que no se pide a la población que reenvíe de motu propio las imágenes a la Policía, sino que las conserve.
En caso de ser necesario, la Policía contactará con el dueño de las imágenes para solicitar la copia y se utilizará "con total discreción, garantizando el anonimato" de la fuente de la información.