Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía venezolana reprime a decenas de diputados concentrados ante el CNE

Las fuerzas de seguridad venezolanas han reprimido este jueves a primera hora una concentración convocada ante el Consejo Nacional Electoral (CNE) y en la que decenas de diputados de la oposición exigían nuevos pasos para poder convocar el referéndum revocatorio contra el presidente, Nicolás Maduro.
El excandidato presidencial Henrique Capriles ha difundido en redes sociales las imágenes del diputado Julio Borges con sangre en la cara. Según ha dicho el propio Borges, el general Fabio Zavarce "dio la orden" a los agentes de "empujar" a los legisladores.
"La Guardia Nacional Bolivariana no hizo nada por defendernos", ha lamentado el diputado Juan Guaido, que ha instado a las fuerzas de seguridad a proteger a "todos" los ciudadanos, independientemente de su ideología política.
El Tribunal Supremo de Venezuela ha bloqueado las manifestaciones cerca de las oficinas del Consejo, bajo el argumento de garantizar la seguridad tras varios incidentes violentos. La Mesa de la Unidad Democrática (MUD), sin embargo, ha mantenido su movilización para exigir al CNE que autorice la verificación de las firmas sobre el revocatorio.
El tiempo corre en contra de la oposición, ya que para que se convoquen nuevas elecciones el referéndum debería celebrarse este año. Si tiene lugar después del 10 de enero de 2017, la hipotética caída de Maduro no se traduciría en nuevos comicios, sino que asumiría la Preidencia el actual 'número dos', Aristóbulo Istúriz, que gobernaría de forma interina hasta 2019.