Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Registrado un nuevo atentado contra instalaciones petroleras en el delta del Níger

El delta del Níger fue escenario en la noche del sábado de un nuevo ataque contra instalaciones petroleras ubicadas en la zona, en este caso un oleoducto de la empresa italiana Eni, según ha informado este domingo la emisora Radio France Internationale.
Según estas informaciones, el ataque fue llevado a cabo en el estado de Bayelsa y se saldó sin víctimas, si bien sí se registraron graves daños materiales. Las autoridades ya han anunciado la detención de dos personas.
El presidente de Nigeria, Muhammadu Buhari, ordenó el viernes un fortalecimiento de la presencia militar en la región del delta del Níger debido a los recientes ataques a instalaciones de gas y petróleo, un día después de que hubiera otra explosión en un gasoducto.
"Tenemos que ser muy serios con la situación en el delta del Níger porque amenaza a nuestra economía," aseguró el mandatario. Nigeria ha anunciado en varias ocasiones refuerzos militares en el delta pero diplomáticos aseguran que los logros han sido reducidos, ya que las milicias operan en pequeños grupos y en zonas pantanosas de difícil acceso.
El Ejército nigeriano arrestó esta semana a miembros de un grupo miliciano que ha reivindicado la responsabilidad de una ola de ataques contra oleoductos en la región del Delta.
Los detenidos formarían parte de los Vengadores del Delta del Níger, un movimiento al que se responsabiliza de ataques contra infraestructura petrolera que han hecho que la producción caiga hasta los 1,65 millones de barriles al día frente a los 2,2 millones a principios de año.