Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UNAMA condena el atentado ejecutado el lunes contra un furgón en la provincia de Kandahar

La Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) ha condenado firmemente este martes el atentado ejecutado el lunes contra un furgón en la provincia de Kandahar, que se saldó con la muerte de al menos 15 civiles.
La explosión ocurrió en el distrito de Maiwand, cuando el vehículo activó la bomba, un artefacto explosivo improvisado (IED). Las milicias insurgentes, principalmente los talibán, emplean frecuentemente estos artefactos para atentar contra las fuerzas de seguridad afganas y los militares extranjeros desplegados en el país.
"El reciente incremento del uso de IED por parte de los elementos antigubernamentales en zonas habitualmente utilizadas por civiles es particularmente alarmante", ha dicho el enviado especial de la Secretaría General de la ONU al país, Jan Kubis.
Los IED han provocado la muerte de 187 civiles y han herido a otros 357 durante los primeros tres meses de 2014, según los datos de la ONU, lo que supone un incremento del trece por ciento en el número de víctimas respecto al mismo periodo de 2013. La UNAMA ha recordado que el uso de estos artefactos equivale a un crimen de guerra.
El ataque tuvo lugar en medio del recuento de las elecciones presidenciales y provinciales celebradas el sábado. Los resultados preliminares serán difundidos el 24 de abril, aunque el resultado final no será anunciado hasta mediados del próximo mes de mayo.
Si alguno de los candidatos no ha obtenido más del 50 por ciento de los votos, habrá una segunda ronda entre los dos más votados que tendrá lugar el 28 de mayo.