Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UNAMA condena los últimos atentados perpetrados por los talibán en Kabul

La Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) ha condenado este miércoles la serie de atentados cometidos en Kabul por los talibán en los primeros días del año, que se han saldado con al menos cinco muertos y 56 heridos, entre ellos cuatro empleados de la ONU.
En su comunicado, ha detallado que los ataques han sido perpetrados en zonas civiles de la capital, y que tres de ellos fueron ejecutados por terroristas suicidas a bordo de vehículos cargados de explosivos.
"Las consecuencias reales de los ataques suicidas en zonas urbanas incluyen pérdida de vidas, mutilaciones y destrucción de viviendas, negocios y otras propiedades, además de un miedo generalizado", ha dicho el representante especial adjunto de Naciones Unidas para Afganistán, Mark Bowden.
El 1 de enero, los talibán atacaron un restaurante, matando a dos civiles e hiriendo a otros 18. El 4 de enero, ejecutaron dos atentados suicidas cerca del aeropuerto internacional, matando a tres personas e hiriendo a 38 personas.
La UNAMA ha indicado que los ataques han tenido lugar en un momento en que los afganos tienen la esperanza de que se reanude el diálogo de paz en su país, por lo que ha hecho un llamamiento a la población para que "no se deje amedrentar" por los atentados.