Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El alcalde de Orlando reconoce que el ataque al Pulse era "inimaginable"

El alcalde de Orlando, Buddy Dyer, ha reconocido que el ataque contra el club Pulse era "inimaginable" y ha señalado que ahora los esfuerzos se centran en la identificación de los cadáveres de las víctimas.
"Hoy nos enfrentamos que nuca hubiéramos imaginado, algo que es inimaginable", ha afirmado en declaraciones a la prensa tras conocerse el nuevo balance, que eleva a al menos 50 muertos y 53 hospitalizados, la mayoría en estado crítico, el número de víctimas.
Dyer ha señalado que "ante la gravedad del crimen" ha solicitado al gobernador, Rick Scott, que declare el estado de Emergencia y ha él mismo declarado el estado de Emergencia para el término municipal de Orlando "para poder destinar los recursos necesarios".
"Ahora los esfuerzos se centran en identificar a las víctimas", ha asegurado el alcalde, que ha advertido sin embargo que "el proceso de identificación puede durar un tiempo, por lo que os pedimos paciencia porque queremos ser minuciosos". Además, ha informado de la puesta en marcha de una línea de información telefónica para las familias de las víctimas.
"Sigo estando muy orgulloso de nuestra comunidad que ha apoyado la respuesta", ha declarado al tiempo que ha destacado el respaldo del gobernador, del condado de Orange y de la Casa Blanca.