Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos muertos y cientos de heridos en enfrentamientos entre Policía y manifestantes en Islamabad

Al menos dos personas han muerto y 453 han resultado heridos --incluidos 67 policías-- durante las marchas contra el primer ministro paquistaní, Nawaz Sharif, lideradas por el exjugador de críquet Imran Jan y el religioso Tahir ul Qadri, según informa la televisión paquistaní Geo TV. Además, la Policía ha informado de 93 detenciones.
Una doctora del Instituto de Ciencias Médicas de Pakistán (PIMS, por sus siglas en inglés), Ayesha Isani, ha explicado en declaraciones al periódico paquistaní 'Dawn' que entre los fallecidos hay un activista que ingresó el sábado por la noche con una herida grave en el abdomen, Gulfam Adil.
El otro fallecido es un hombre que ingresó ya cadáver tras ahogarse después de caer en una zanja inundada. Se trata de Raza Bangash, seguidor de Ul Qadri.
Isani ha informado además de que hay otro hombre ingresado en estado muy grave. La mayoría de los servicios prestados por el centro sanitario han sido por sobreexposición a los gases lacrimógenos de la Policía, en particular de mujeres y menores.
En el que supone el segundo día de graves disturbios, los manifestantes habrían atacado una ambulancia que transportaba a policías heridos, informa 'Dawn'. Los agentes han empleado botes de gas lacrimógeno y porras, mientras que los activistas se han hecho con estacas.
Por su parte, Jan ha hecho un llamamiento a la "rebelión" contra el Gobierno y ha reivindicado el derecho a manifestarse ante las sedes de las instituciones oficiales en democracia. "Pido a toda la nación, funcionarios, burócratas, que se rebelen contra este Gobierno. Nawaz Sharif es un fascista que no cree en la democracia", ha afirmado.
"Nos quedaremos aquí hasta que consigamos las dimisiones de Nawaz Sharif y de Shahbaz Sharif", el hermano del primer ministro y ministro principal de la provincia de Punyab, ha espetado.
Mientras, el primer ministro Sharif ha participado en una reunión de emergencia con altos cargos de su Gobierno para tratar la actual crisis política en la que se encuentra sumido el país.
Los seguidores de Jan y Ul Qadri llevan dos semanas acampados en Islamabad tras una marcha sobre la capital para denunciar la política del Gobierno.
Tanto el movimiento Pakistan Tehreek e Insaaf (PTI) que lidera Jan como el grupo Pakistan Awami Tehreek (PAT) de Ul Qadri han abanderado una serie de protestas por múltiples factores --inseguridad, lucha contra los talibán, cortes en el suministro energético, paralización política, presunto fraude electoral-- contra el Gobierno de Sharif, y muchos temen que el Ejército, descontento con la labor del primer ministro, vuelva a asumir un papel predominante a la hora de atajar las manifestaciones.