Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El espionaje alemán sospecha que fue el Mosad quien asesinó a un dirigente de Hamás

Los servicios secretos alemanes parten de que el asesinato del dirigente de Hamás Mahmud al Mabhuh en Dubai fue cometido por la unidad 'Kidon' del Mosad israelí, el departamento encargado de secuestros y liquidaciones, según informaciones del semanario alemán 'Der Spiegel'.
El espionaje alemán cree además que el comando en cuestión utilizó en la operación un pasaporte auténtico alemán, y no falsificado como en el caso de los otros presuntos europeos implicados en la operación.
Se trata de un pasaporte expedido a comienzos del verano de 2009 en Colonia a un israelí llamado Michael Bodenheimer.
El ciudadano israelí alegó tener raíces alemanas y presentó como prueba el Libro de Familia de sus padres, supuestamente perseguidos por los nazis durante la II Guerra Mundial.
El 18 de junio, el Registro Civil de Colonia le entregó su pasaporte alemán, el mismo documento con el que el pasado 19 de enero uno de los presuntos miembros del Mosad entró en Dubai.
Según informaciones del semanario, en el domicilio que figuraba en el Registro Civil de Colonia como el suyo no vive nadie llamado Bodenheimer, lo que ha llevado a la fiscalía de esa ciudad a abrir una investigación contra él.
La pista de Bodenheimer se pierde, según "Der Spiegel", en la ciudad israelí de Herzliya, donde aparentemente vivió hasta junio del año pasado.