Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos explosiones sacuden el centro de Rangún

Dos explosiones de baja potencia sacudieron, con una hora de diferencia, el centro de Rangún, la ciudad más importante de Myanmar y capital del país hasta hace tres años, sin que las autoridades hayan informado de víctimas. Las autoridades atribuyeron aquellas explosiones a un "grupo extranjero que ha infiltrado saboteadores a través de la frontera para cometer actos terroristas".
Según declaraciones de testigos a una radio de la disidencia, la primera explosión se produjo sobre las 20.00, hora local  y provino de un taxi aparcado en el barrio de Kyauktada.
Los cuerpos de seguridad acordonaron el área, situada a unas manzanas del ayuntamiento de la ciudad.
La segunda detonación se oyó cerca del Hotel Traders, en otra zona del centro de Rangún, una ciudad con más de seis millones de habitantes.
Ambas explosiones tienen lugar cuando Birmania se prepara para someter a referéndum, el próximo 10 de mayo, el texto de la Constitución que la Junta Militar ha redactado, con el boicot del movimiento democrático y los principales grupos étnicos, para legitimar su continuidad en el poder.
El pasado mes de enero, cuatro bombas estallaron en el plazo de una semana en un autocar y en tres estaciones de la red nacional de ferrocarriles, que acabaron con la vida de una personas.