Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos muertos al estrellarse un avión de carga en Japón

La pista afectada, la A, es la que opera para los aparatos de mayor tamaño y ello ha causado numerosos problemas en la actividad del primer aeropuerto de Japón, ubicado en la provincia de Chiba, al este de Tokio, donde operan más de 500 aviones al día.
Hasta las 14.30 hora local (5.30 GMT), un total de 43 vuelos con salida de Tokio fueron cancelados, la mayoría internacionales hacia lugares de Europa y EEUU, y se está desviando la llegada de muchos aviones.
La portavoz no pudo precisar cuándo volverá a operar con normalidad.
El Ministerio japonés de Transportes cree que el suceso fue causado por el fuerte viento que había en la zona en ese momento, superior a los 72 kilómetros por hora, según la agencia local Kyodo.
Los controladores aéreos del aeropuerto alertaron al avión siniestrado de las fuertes ráfagas de viento y la posibilidad de que cambiara de dirección hasta una altitud de 600 metros.
Secuencia del accidente
Las imágenes emitidas por la cadena de televisión pública NHK mostraron cómo, al aterrizar, el avión se posó sobre sus ruedas traseras, dio con el morro en la pista y se tumbó sobre el lado izquierdo antes de estrellarse e incendiarse.
El avión se incendió de inmediato y los bomberos tardaron dos horas en extinguir las llamas.
Sus dos ocupantes no tuvieron tiempo de escapar y, aunque sus cuerpos fueron recuperados por los bomberos, se certificó su muerte en el hospital de Chiba donde fueron trasladados, de acuerdo con fuentes policiales.
Los fallecidos, ambos estadounidenses, fueron el piloto Kevin Kyle Mosley, de 54 años, y el copiloto Anthony Stephen Pino, de 49 años, según la policía japonesa.     LA