Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una plaga 'de proporciones bíblicas' asusta a los bañistas de una playa argentina

Una plaga de millones de escarabajos sorprende a los bañistas de una playa argentinaTwitter

Los bañistas de las playas de Mar de Ajo y San Bernardo, en Argentina, quedaron atónitos después de contemplar cómo las costas quedaron sumidas en un manto negro provocado por una plaga 'de proporciones bíblicas' formada por millones de escarabajos. Según los científicos, todo se debe a una etapa en la cual los insectos salen de debajo de la tierra para procrear.

Los bañistas que se acercaron a la playa de las costas de Mar de Ajo y San Bernardo, en Argentina, buscaban pasar un día tranquilo entre el sonido de las olas y los rayos de sol cuando su apacible plan se convirtió en algo más propio de una auténtica pesadilla para aquellos con aversión a los insectos así como de un escenario idóneo para una película de terror.
Ante sus ojos, observaron cómo una plaga de proporciones bíblicas se apoderaba de la costa convirtiéndola en un manto de color negro que se extendía a lo largo de varios kilómetros.
Millones de escarabajos habían aparecido en el lugar desatando todo tipo de reacciones que iban desde la sorpresa hasta el pánico, que se trasladó también a las redes sociales, donde adquirió una gran difusión.
Los bañistas, ante este hecho insólito, comenzaron a realizar instantáneas capturando el momento y lo compartieron en la Red dando lugar a todo tipo de hipótesis.
Para algunos, tal y como recoge Mirror, el suceso llegó a considerarse incluso un mal presagio que adelanta que el fin del mundo está cerca. Otros, por su parte, sugerían que todo pudo deberse a que un terremoto había golpeado a la zona antes de la invasión.
Sin embargo, la explicación que los científicos han ofrecido del evento apunta a que los escarabajos, y esta especie en concreto, permanece durante un periodo aproximado de dos años bajo tierra y sale de ella entre verano y otoño para procrear. Durante este ciclo, los insectos tan solo viven unos cuatro días más, apuntan.
Por ello, este suceso se repite de forma natural cada año, aunque sorprende por un lado que se produzca de una forma tan masiva, y por otro lado que lo haga entre finales del mes de febrero y principios de marzo, en lugar de en enero, por lo que los periodos también están cambiando y siendo más tardíos.