Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

AMP-. Carmena dice que "es pronto" para hablar del cese de Mayer e investigarán para determinar más responsabilidades

No saben quién fue la persona que señaló en Facebook que el montaje no era para niños
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha anunciado este lunes en rueda de prensa que se pondrá en marcha una investigación interna para determinar más responsabilidades tras lo sucedido con la representación de títeres del pasado viernes en la plaza del Canal Isabel II y ha añadido que "es pronto" para hablar del cese o dimisión de la delegada de Cultura, Celia Mayer.
"Estamos analizando las responsabilidades y es pronto para ver cuál va a ser el resultado de las investigaciones", ha contestado la alcaldesa al ser preguntada sobre la petición de dimisión o cese de Mayer, exigida en bloque por la oposición. Los últimos en pedirla han sido los concejales socialistas, abanderados por Purificación Causapié.
"Celia (Mayer) es una concejal que cuenta con mi apoyo", ha declarado Carmena aunque ha añadido que "hay que ver si puede o desea seguir en este equipo" después de estudiar si los fallos han residido en su actuación o en la de su equipo. En todo caso se acometerá un "proceso tranquilo, sencillo" con el que se trata de analizar "qué no ha salido bien para que salga mejor" y colocando a "las personas adecuadas" en los distintos puestos.
La primera edil ha remarcado que el Ayuntamiento ya ha tomado las primeras medidas, como dejar sin efecto la contratación con el coordinador responsable del programa de Carnaval en Tetuán. Sí ha anunciado el cese de Ramón Ferrer pero no ha podido indicar el nombre de otro de los cesados. "El coordinador manifestó que nunca conoció el contenido del espectáculo y lo cierto es que lo debió conocer", ha transmitido a la prensa.
Ante esa "respuesta insatisfactoria" han decidido cesarle. Ahora se trata de analizar lo sucedido, indagando sobre las responsabilidades debidas en el área y aún no saben si también en el distrito. Carmena, en esta línea, ha asegurado que llevó a cabo "una puesta al día" del resto de las actividades del Carnaval junto a Mayer.
"Ha sido un error muy grave y ha habido responsabilidades de personas que no hicieron lo que deberían, quizás por un exceso de confianza", ha manifestado. La alcaldesa ha negado que exista descoordinación en su equipo y ha planteado la necesidad de una buena conexión entre unos posibles delegados de Cultura en cada distrito.
En cuanto a si considera que con el Gobierno de Ahora Madrid hay un reproche exagerado, la primera edil ha contestado que lo que se hace en el Ayuntamiento "se ve con una capacidad crítica muy intensa". También considera que "no es la mayor crisis" y que en todos los equipos "hay problemas".
MENSAJE EN FACEBOOK
También se ha referido al Facebook del Carnaval: un mensaje en la página de esta red social de la programación del Carnaval de Madrid indicaba que la obra 'La bruja y don Cristóbal' del pasado viernes no era apta para público infantil sino para adultos.
Se trata de un mensaje publicado el viernes en esta red social antes del inicio de la obra y con el siguiente contenido: "A las 17 horas y a las 19 horas en la plaza del Canal de Isabel II (metro Tetuán), 'La bruja y don Cristóbal', con la Compañía Títeres desde Abajo. Y no, no es para público infantil, es para adultos".
"No sabemos quién fue la persona que puso ese dato en Facebook", ha confesado Manuela Carmena, que ha reiterado en varias ocasiones que el folleto con la programación señalaba que era un montaje infantil. "Se trata de aclararlo", ha apostillado.
"Celia (Mayer) lo quiere hablar con su equipo jurídico. Entiendo que ella va a mantener la denuncia, dado que las denuncias no se quitan, y su contenido está claro: hería la sensibilidad de los niños, no era adecuado para ellos y no es lo contratado. Otra cosa es que alguien del Ayuntamiento informara mal a los titiriteros y eso es lo que vamos a ver", ha aclarado.