Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alonso (PP) pide a Aldecoa que "no construya teorías de la conspiración" porque su caso es "de libro"

Dice que presentarán una querella porque son hechos "constitutivos de delito y hay que depurar responsabilidades""
El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha pedido al exgerente de la formación en Bizkaia, Arturo Aldecoa, despedido junto al contable provincial, Gonzalo Pontes, tras conocerse, a través de una auditoria, que no han justificado gastos de 101.000 euros en 2015, que "no construya teorías de la conspiración" porque su caso es "de libro" y "la pérdida de confianza es absoluta".
En una entrevista concedida a la Cadena Cope, recogida por Europa Press, Alonso ha dicho que es "muy probable" que presenten querella contra el gerente de la formación popular en Bizkaia, Arturo Aldecoa, y su contable provincial, Gonzalo Pontes, porque están "conociendo hechos que pueden ser constitutivos de delito", y, por tanto, "habrá que depurar responsabilidades".
Alonso ha dicho que se trata de un caso de "un gerente desleal que, desde nuestro punto de vista y de las pruebas que nosotros hemos analizado a través de la auditoria, desviaba dinero procedente de las subvenciones que el partido recibe para su funcionamiento y su actividad política".
"Cuando esto ocurre hay que tomas medidas y lo que se ha hecho es despedirle, un despido disciplinario que puede ocurrir en cualquier organización", ha indicado, para explicar que, ahora, la preocupación del PP ahora es "corregir lo que estaba mal, y pedir responsabilidades". "Es un caso muy desafortunado, pero estamos haciendo lo correcto", ha asegurado.
Según ha indicado, el PP vasco lleva "varias semanas pidiéndole explicaciones" a Aldecoa sobre los gastos, y le han preguntado "por qué manejaba esas cantidades de dinero a través de la caja, por qué firmaba esos cheques al portador, por qué seguía firmándolos incluso sin tener firma, y dónde están los justificantes", porque "algunas facturas son falsas, según nos indica el presunto proveedor, que no era proveedor".
El presidente del PP vasco ha asegurado que es "un caso de libro y la pérdida de confianza es absoluta". Según ha dicho, Arturo Aldecoa "tendrá derecho a defenderse con todas las garantías, le hemos mandado una carta para proceder a su despido disciplinario, y, por tanto, está despedido en esos términos y tiene los tribunales abiertos".
Por otro lado, ha indicado que el partido sigue analizando "lo que ha ocurrido en años anteriores, para que sirva de fundamento probablemente a una petición de responsabilidad más dura". Tras señalar que "no hay indicio de que haya nadie más implicado", ha subrayado que "estas cosas se hacen desde el engaño, y parece que Aldecoa tenía capacidad de engañar".
Por otro lado, ha rechazado que haya "una caza a mayores" como ha denunciado Aldecoa y ha señalado que "es muy frecuente que cuando a uno le pillan con las manos en la masa se construya una teoría de la conspiración". Por ello, ha instado al exgerente a que "no hable de política, ni construya teorías de la conspiración".
Por último, ha recordado que, ahora, los gerentes del PP "tienen que tener una formación y no tienen que hacer política", sino "dedicarse a una administración leal, rigurosa y conforme a la ley y a nuestras normas internas de la situación administrativa del partido".