Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Basagoiti dice que era difícil detener a los etarras que podían acabar negociando con el PNV

El presidente del PP en el País Vasco, Antonio Basagoiti, durante la rueda de prensa ofrecida esta mañana en Bilbao para analizar los resultados de las elecciones al Parlamento Europeo en Euskadi. EFE/Archivotelecinco.es
El presidente del PP vasco, Antonio Basagoiti, ha opinado hoy que con anteriores gobiernos del País Vasco en manos del PNV no se podía pedir a un ertzaina que diera su vida por detener a miembros de ETA a sabiendas de que jefes de los comandos "podían acabar en una mesa" de negociación con líderes nacionalistas.
En una entrevista en Radio Euskadi, recogida por Efe, Basagoiti ha relacionado la "poca eficacia" de la Policía vasca contra ETA con la "falta de una deslegitimación total de quienes ejercen el terrorismo y de quienes les amparan" por parte del PNV.
Basagoiti ha valorado que el PNV esté "absolutamente en contra del terrorismo" y ha reconocido el "esfuerzo" realizado por dicho partido para estar "cerca de las víctimas", pero ha dicho que "podía haber hecho más".
Ha comparado la reacción de "condena firme" del lehendakari, Patxi López, tras el asesinato del inspector de política Eduardo Puelles -"fue claro" al asegurar que sus autores acabarían en la cárcel- con la que tuvo Juan José Ibarretxe después del atentado que costó la vida al guardia civil Juan Manuel Piñuel, cuando el entonces presidente del Gobierno vasco, según Basagoiti, se limitó a decir que el atentado "entorpecía el camino del pueblo vasco".
Basagoiti ha expuesto que desde el PNV se "mezclaban" la lucha antiterrorista con argumentaciones políticas y "no llegaba a los vascos el mensaje de que la violencia es injustificable desde cualquier punto de vista".
"Ahora hay una mayoría parlamentaria centrada en derrotar a ETA y antes había un Gobierno que, condenando al terrorismo, pretendía negociar con ellos", ha sentenciado.
Así, se ha preguntado "cómo se va a pedir a un agente de la Ertzaintza que dé su vida por conseguir la libertad, por detener a un comando entero, cuando sabe que los jefes políticos de ese comando van a acabar sentados en una mesa con el PNV o con Ibarretxe".
Por ello, ha opinado, la "estrategia y el camino" del PNV han sido "profundamente equivocados" y ha considerado que con el actual Gobierno "la Ertzaintza tiene más probabilidades de detener terroristas porque saben que tienen una mayoría parlamentaria detrás que va a por ETA".
También ha asegurado que respaldaría impulsar un acuerdo como el de Ajuria Enea contra ETA, en el que se exponga a los terroristas que "no van a tener ningún beneficio, ni van a lograr ningún objetivo político" y que todos los partidos "hagan piña en la eficacia judicial y policial frente al terrorismo".
Basagoiti analizará esta tarde en su reunión con el lehendakari el acuerdo de gobernabilidad que ambos firmaron para "ver si realmente el cambio se está cumpliendo en cuanto a las libertades y la economía".
Además, acudirá con el objetivo de "tratar de dar estabilidad, normalidad y solución a los problemas de los ciudadanos vascos", por lo que planteará al lehendakari "grandes iniciativas" para los próximos meses.
Basagoiti no sacará el asunto del cambio de gobierno en la Diputación de Álava, ahora dirigida por el PNV, porque, si bien ha opinado que "va siendo hora de abordarlo y cuanto antes", la reunión de hoy "no es el marco" adecuado para tratar este asunto, que debería estudiarse por las ejecutivas de PP y PSE.
Ha añadido que si se lograra desalojar al PNV de dicha Diputación en julio "será mejor para los alaveses" y para el propio Ejecutivo vasco porque "no tendrá deslealtades institucionales importantes", pero en este momento "no hay ninguna novedad".
Ha hecho "un balance positivo" de las primeras semanas de gobierno de López pero ha avanzado que dentro de un tiempo hará "más énfasis en aquello que requiere un mayor grado de consenso".
Según ha afirmado, discrepa en parte con algunas de las propuestas adelantadas por el Gobierno Vasco y, en concreto, se ha referido a la reforma del modelo A de enseñanza, que, en cualquier caso, ha dicho, "debe regirse por el acuerdo" de gobernabilidad de PP y PSE, que recogía que "lo primero es el respeto a la libertad lingüística".