Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bildu propone a PNV y Aralar concurrir juntos a las generales en Euskadi y Navarra

Eusko Alkartasuna, Alternatiba y la izquierda abertzale, integrantes de la coalición Bildu, han propuesto a PNV y Aralar concurrir de manera conjunta en Euskadi y Navarra a las próximas elecciones generales, que consideran "especiales" y que constituyen "una oportunidad para profundizar en la nueva fase política abierta en Euskal Herria".
Los representantes de estas formaciones Ikerne Badiola, Ander Rodríguez, Begoña Vesga y Rufi Etxeberria han presentado esta propuesta en San Sebastián, en una comparecencia en la que han actuado como portavoces el secretario general de EA, Pello Urizar, y la dirigente de la izquierda abertzale Jone Goirizelaia.

Durante su intervención, han explicado que ya se han puesto en contacto con el PNV y Aralar y esperan tener "en breve, en cuanto cuadremos agendas" una reunión con responsables de estas dos formaciones en la que se verá "la voluntad que hay o no hay".

Urizar ha asegurado que es una propuesta "abierta", que también va a ser dada a conocer a los agentes sociales y sindicales vascos, aunque no a EB porque "no tiene interlocución", con unos mínimos "donde no aparecen aún nombres porque lo primero que hay que hacer es ponerse en contacto con las restantes fuerzas y valorar la respuesta".

Además, han resaltado que los comicios del 20 de noviembre son "unas elecciones especiales" y, por ello, han realizado un llamamiento a la responsabilidad a estas formaciones, teniendo en cuenta que "lo que caracteriza" a estos comicios es que "se reconozca que hay dos naciones" y el derecho de ambas a decidir cómo relacionarse.

Asimismo, han apuntado que estas elecciones constituyen "una oportunidad para profundizar en la nueva fase política abierta en Euskal Herria" y, como consecuencia, para "afianzar la adhesión social y el debate político que vayan haciendo irreversible, tanto el tránsito hacia un proceso de paz y soluciones democráticas, como el avance hacia un cambio político y social desde posiciones soberanistas e independentistas".

A su juicio, el eje central de la confrontación política en estas elecciones es "Euskal Herria y el Estado español" así como "situar con claridad dos sujetos nacionales que deben convivir desde el respeto a las decisiones democráticas de sus respectivas sociedades". Por ello, pretenden lograr una nueva alianza que "nos permita presentarnos como referencia de un pueblo que exige reconocimiento y derechos".

Contenidos
Según han explicado, los contenidos básicos que deben caracterizar la nueva alianza en Euskadi y Navarra serían "la normalización política y el proceso de paz y soluciones democráticas con el impulso de un proceso de diálogo partiendo de la situación jurídico-política vigente; reafirmación y exigencia de reconocimiento de Euskal Herria como nación con derechos democráticos nacionales; defensa de ese sujeto nacional vasco bajo el principio de 'Euskal Herria tiene la palabra y la decisión'".

Otras de las premisas serían "situar la reivindicación del derecho a decidir en una dimensión integral presentado a la sociedad vasca a un proyecto nacional como sinónimo de un proyecto social justo y democrático" en el que exigen un marco vasco de laborales. La apuesta internacionalista de proyecto europeo de respeto de los derechos de los pueblos y el rechazo a medidas económicas contrarias a los derechos de los trabajadores completan la propuesta.

Las tres formaciones que integran Bildu han considerado que no se puede abordar estas elecciones "como otras más" y han apelado al resto de fuerzas políticas a realizar una reflexión "seria, generosa y ambiciosa" y abordar la misma "con sentido de país y fuera de intereses políticos específicos" porque, en su opinión, la sociedad vasca "es lo que exige en este momento histórico político y social".

Goirizelaia ha instado a esperar a la respuesta de los partidos a los que se presentará la propuesta antes de hacer "elucubraciones" sobre los pasos futuros de la alianza ya que, según ha dicho, "primero hay que esperar la respuesta y después veremos como se vehiculiza".