Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ERC dice que la independencia de Cataluña pasa por CiU y que a los nacionalistas ya les "tiemblan las piernas"

El diputado de Esquerra Republicana (ERC) Joan Tardà considera que sólo hay dos maneras para que Cataluña alcance la independencia y en ambas CiU es "imprescindible", una situación que, a su juicio, esté haciendo que a los nacionalistas les "tiemblen las piernas".
El primer camino, según escribe Tardà en un artículo de su página personal de Internet recogido por Europa Press, sería una declaración de independencia por parte del Parlamento de Cataluña con el compromiso firme de convocar un referéndum de ratificación, que obligue acto seguido a abrir un proceso de negociación con el Estado y con la Unión Europea.
Para ello, es necesario que haya una mayoría parlamentaria suficiente que, previamente, se haya presentado a las urnas explicando a la ciudadanía cuáles son los propósitos, algo que no se cumple porque CiU no incluyó la independencia en su programa, por lo que la actual mayoría no está "legitimada" para ello.
La segunda opción es comprometerse a convocar un referéndum, para lo cual también sería necesaria una mayoría parlamentaria. En su opinión, esta vía "tiene mayores posibilidades de triunfar" pues calcula que algunas fuerzas políticas de izquierda no iondependentistas, (como ICV y EUiA-IU), apoyarían el escenario de garantizar la posibilidad de que el pueblo decida lo que crea conveniente.
CDC: SÍ, PERO NO DEL TODO
Según Tardà, una vez descartada la idea de un concierto para Cataluña como el vasco, no caben más opciones para la independencia "y más temprano que tarde" se acabará dando la palabra a la ciudadanía. "De ahí que, en el ámbito catalán, crezca el temblor de piernas en CiU", sostiene Tardà, que también reprocha a los nacionalistas "confusiones" del tipo "sí salgo del armario, pero no del todo".
Paralelamente, ve al PSC como "un peso muerto" sumido en divisiones y cree que el Estado "se ha puesto las pilas" y favorecerá la aparición de "casos de corrupción protagonizados por CiU".