Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gobierno vasco y PP respaldan la libertad condicional de Bolinaga pese a la "repugnancia" del personaje

El comisionado del lehendakari para las víctimas del terrorismo, Jesús Loza y el dirigente del PP, Leopoldo Barreda, portavoz del Grupo Popular en el Congreso, han respaldado la concesión de la libertad condicional al secuestrador de Ortega Lara, Iosu Uribetxebarria Bolinaga, pese a reconocer el historial criminal e incluso la "repugnancia" que puede provocar el etarra.
De esta manera, Barreda ha afirmado que la ley no distingue entre personas, "Lo contrario sería arbitrariedad", argumentó y ha pedido al terrorista que reflexione sobre su situación, en una entrevista a RNE recogida por Europa Press.
Por lo tanto, el 'popular' ha reconocido que su partido "acata esta sentencia" que a su parecer es "coherente", y ha asegurado que de esta manera se demuestra la diferencia entre aplicar una ley democrática o utilizar la ley de ETA que él pretendía emplear con Ortega Lara.
A su juicio, aunque esto es "algo duro para los ciudadanos, es lo grande de la democracia, que la ley se aplique por igual para todos". Pero, ha asegurado entender el malestar general que esta decisión provoca en la sociedad, porque "este personaje quiso dejar morir a Ortega Lara en un agujero y además en venganza por la detención de este terrorista, ETA secuestró y mató a Miguel Ángel Blanco".
Posteriormente, Barreda ha explicado que nuestra legislación prevé "en caso de enfermedad incurable, sin distinguir los delitos ni las medidas repugnantes que produzca el personaje en cuestión, la posibilidad de la libertad condicional".
"Yo creo que no se puede exigir ni a un Gobierno ni a un sistema de justicia que cambien la ley o que cambien de criterio de forma arbitraria dependiendo de la simpatía o de la repugnancia que produzca un personaje", ha concluido.
Por su parte, el comisionado del lehendakari para la Memoria y la Convivencia, Jesús Loza, ha defendido las mismas ideas y ha subrayado que la decisión no tiene nada que ver con el proceso de "normalización" nacido tras el "cese definitivo de la actividad armada" anunciado por ETA.
"Es una decisión judicial absolutamente ajustada a derecho que nosotros respetamos y acatamos, es una decisión que se basa en criterios de humanidad como establece nuestra legislación", ha explicado Loza.
A su parecer, "la humanidad está por encima de los delitos que haya cometido esta persona y la legislación otorga el derecho a una muerte digna", por lo cual el auto que otorga el tercer grado al etarra le parece "impecable".
Por último, Loza ha matizado: "Esto es una victoria del Estado de derecho frente a Batasuna, puesto que nos hemos preocupado porque el preso tenga 'una muerte digna'".