Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Herrera cree que la reforma local no puede ser uniforme en las CCAA "porque más allá de Madrid hay más España"

El presidente del PP de Castilla y León, Juan Vicente herrera, ha defendido este viernes la ley regional de Ordenación del Territorio que las Cortes aprobaron, con el apoyo del PSOE, el pasado martes, al tiempo que ha pedido que el proyecto de ley de reforma local en el que trabaja el Gobierno central tenga en cuenta las singularidades de cada comunidad autónoma por lo que "no se podrá responder con fórmulas únicas y homogéneas".
Así lo ha aseverado Herrera durante su intervención ante el Comité Ejecutivo Autonómico del PP, celebrado en la recientemente remodelada sede de los populares castellanoleoneses y que ha contado con la asistencia del vicesecretario general de Organización y Electoral del PP, Carlos Floriano.
Al respecto, Herrera ha manifestado su compromiso con los objetivo del Gobierno central de avanzar en la reordenación de las administraciones, pero ha insistido en que es un proceso "que no puede realizarse de manera uniforme en todas las comunidades" sino que deberá "adaptarse a las singularidades de cada territorio porque más allá de Madrid hay mucha más España".
Asimismo, el también presidente de la Junta ha defendido que la Ley de Ordenación del Territorio de Castilla y León "se ajusta a las peculiaridades y rasgos propios" de la Comunidad por lo que ha insistido que esta ley "no resulte en nada contradictoria" con el proyecto estatal al tiempo que ha expresado su temor "por los efectos negativos que puede tener para el futuro de los grandes servicios públicos" del medio rural.
Por ello, el Consejo de Gobierno de la Junta aprobó ayer "una iniciativa sin precedentes", tal y como ha recordado Herrera, y así Castilla y León presentará un conjunto de enmiendas al proyecto de ley del Estado para que se amplíe el plazo dado a las entidades locales para presentar sus cuentas; para que se fije un plazo de 5 años para que las comunidades reciban los servicios de sanidad y servicios sociales de los municipios y para que no se pase de unas competencias que las corporaciones locales "llaman impropias" a otras que las regiones llamarían "no financiadas" y que pueden llevar "al cierre de esos servicios".
Para el presidente regional del PP, la Ley de Ordenación de Castilla y León "es una de las cuestiones más esenciales de la Comunidad" ya que se trata de diseñar el mapa del siglo XXI además de que es una norma "pensada para garantizar los derechos de las personas y su acceso a los servicios públicos fundamentales" y que se ajusta a las peculiaridades y rasgos propios castellanoleoneses.