Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mendia dice que el Gobierno debe "mantener el orden constitucional", lo que "no significa suspender autonomía"

Dice que "Cataluña no va a ser independiente" y se está creando "una brecha tan enorme que va a durar una generación entera por lo menos"
La secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia, ha afirmado que el Gobierno central y el conjunto de poderes públicos tienen la obligación de "mantener el orden constitucional", si bien ha precisado que entender el artículo 155 de la Constitución como suspensión de autonomía es "una lectura demasiado simplista". "Mantener la legalidad no significa suspender la autonomía", ha insistido en relación a la situación en Cataluña.
En una rueda de prensa en Bilbao, la líder de los socialistas vascos se ha pronunciado de este modo preguntada por la posición expresada este pasado miércoles por el expresidente del Gobierno Felipe González en una conferencia en Madrid, en la que la propia Mendia estuvo presente.
A su entender, "lo que dijo fue algo muy razonable y que funciona en los modelos federales en los que los socialistas nos queremos mirar siempre: la lealtad de los estados federales hacia el gobierno federal y el respeto del gobierno federal hacia los gobiernos federados".
En el caso de Cataluña, ha indicado, estas manifestaciones "se traducen en que tú tienes un marco legal en el que tienes que jugar, que se puede cambiar pero que tiene unas reglas para ser cambiado y, por lo tanto, la obligación de todos los poderes públicos es que nadie se salga del orden constitucional".
"Es decir, que no hagas leyes fuera de la máxima ley que es la Constitución española. Por tanto, que el Gobierno de España y el conjunto de poderes públicos españoles tienen la obligación y el deber de mantener el orden constitucional, y todas las leyes que se emitan de todos los poderes públicos españoles, incluida la Generalitat, dentro de todo el marco legal de la Constitución del 78", ha explicado.
Asimismo, ha señalado que, en relación a la aplicación del artículo 155 de la Constitución, "lo que vino a decir el presidente González es que es un artículo ambiguo y flexible, que tiene una aplicación flexible también".
En esta línea, preguntada sobre si es partidaria de una suspensión de autonomía en Cataluña, Mendia ha insistido en que interpretar el artículo 155 de ese modo es "una lectura demasiado simplista". "Mantener la legalidad no significa suspender la autonomía. Puede suponer lo que está haciendo ahora mismo el Gobierno de España, que es suspender aquellas cuestiones que exceden de la legalidad vigente y que el Gobierno catalán ha ido aprobando y lo va dejando en suspensión", ha añadido.
La líder de los socialistas vascos ha subrayado que, por su parte, está "a favor de la democracia, y la democracia se basa en las leyes, y lo que me parece absolutamente antidemocrático es lo que estamos viviendo hoy en Cataluña", donde se está produciendo "la ruptura de la sociedad catalana" que es "una irresponsabilidad máxima".
BUSCAR UN MARCO DE CONVIVENCIA
En este sentido, ha advertido de que "todos sabemos cómo va a acabar el asunto". Según ha afirmado, "Cataluña no va a ser independiente, pero, sin embargo, los dirigentes catalanes están abocando a las sociedad catalana a una profunda ruptura, una brecha tan enorme que va a durar una generación entera por lo menos".
En este contexto, ha destacado que el PSC y el PSOE en su conjunto "siempre hayan mantenido una mano tendida hacia la gente que vive en Cataluña y que quiere seguir viviendo con el resto de España".
"Eso es lo que tenemos que hacer, buscar salidas desde el diálogo político, desde la política, porque hay mucha gente en Cataluña que está muy enfadada pero que quiere seguir viviendo con España. Eso es lo que hay que hacer buscar un marco de convivencia", ha insistido.