Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ofensiva parlamentaria de UPyD para examinar las medidas de prevención y la gestión del caso de la enfermera

El portavoz de Sanidad de UPyD en el Congreso, Toni Cantó, ha registrado este jueves una batería de 23 preguntas para que el Gobierno responda por escrito a diversas cuestiones sobre las medidas de prevención que se tomaron ante la llegada a España de los dos religiosos afectados de ébola, ambos fallecidos, y la gestión del caso de Teresa Romero, la enfermera que se ha contagiado del virus.
En su escrito, al que ha tenido acceso Europa Press, explica que con estas preguntas pretende aclarar las dudas que, a su juicio, no despejó este martes en su comparecencia en el Congreso la secretaria general de Salud Pública, Mercedes Vinuesa.
A juicio del diputado magenta, Vinuesa mintió cuando aseguró que un "aislamiento simple" del afectado era "suficiente" como medida de prevención, porque tanto el protocolo de actuación frente a casos sospechosos elaborado por el Ministerio de Sanidad como el del el Comité de Vigilancia, vigente en la Comunidad de Madrid especifican, como medida ante un caso 'investigado o confirmado', el "ingreso en habitación individual con presión negativa con restricción de acceso a visitas".
CURSOS SOBRE EL USO DE LOS TRAJES
Cantó también pregunta por qué "riesgo era nulo, existe una infección de ébola", de qué modelo concreto eran trajes de protección individual utilizaron los profesionales que atendieron a los misioneros repatriados, si se les "explicó pormenorizadamente cómo ponerse y quitarse" estas prendas.
Asimismo, quiere saber si estos sanitarios recibieron "formación pormenorizada" sobre las prevenciones que debían tomar para evitar contagios, cuál era el "contenido concreto" de los cursos que hubieran recibido y cuánto tiempo se dedicó a las medidas de prevención y profilaxis.
Respecto al caso concreto de la enfermedad infectada, pide explicaciones de por qué se le permitió irse de vacaciones si había estado en contacto con un paciente con ébola, si tuvo alguna vigilancia durante ese tiempo y si en el Hospital de Alcorcón se le realizó la prueba diagnóstica por solicitud propia o fueron los facultativos, a priori, quién solicitaron estas pruebas diagnósticas.
MADRID NO ACTIVÓ EL PROTOCOLO
"Ha exigido el Gobierno responsabilidades a la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid sobre por qué los facultativos que atendieron a la paciente en el Centro de Salud no activaron el protocolo por ébola?", reza otra de las cuestiones registradas por Cantó.
En relación con su estancia en el Hospital de Alcorcón, se interesa por el módulo de aislamiento en el que estuvo ingresada, si hubo un registro de vistas, si se desinfectó la ambulancia que la llevó allí y si, dado que la infectada tenía fiebre en los 6 días anteriores a su diagnóstico, pero menos de los 38,3ºC que establece el protocolo para definir un caso, se va a revisan los criterios clínicos que establece el protocolo para definir un caso de ébola.
Cantó también quiere que se aclare si Romero acudió a las pruebas de oferta de empleo público para auxiliares de enfermería celebrada el último fin de semana de septiembre en Madrid, si las demás personas investigadas están en habitaciones con presión negativa tal y como estipulan los protocolos y si tiene previsto el Gobierno "estipular hospitales de referencia en cada Comunidad Autónoma para que acojan, aíslen y traten a potenciales personas afectadas por ébola".
"El Gobierno ha señalado recurrentemente que no desea generar alarma social, ¿piensa el Gobierno que un dispositivo de traslado hospitalario con casi una decena de vehículos policiales escoltando las ambulancias no genera alamar social?", añade Cantó en otro de sus interrogantes antes de preguntar si entra en sus planes "depurar responsabilidades políticas".
Por último, se interesa por los procedimientos concretos que se llevaron a la hora de dar sepultura a los misioneros fallecidos "para evitar la supervivencia del virus"