Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PSE ofrece diálogo sobre autogobierno, pero exige conocer "el puerto de llegada" que pretende el PNV

Afirma que no se dejarán "despistar" por intereses electorales de "quienes inician su disputa por la causa nacionalista"
El portavoz parlamentario del PSE-EE, José Antonio Pastor, ha explicado este martes que los socialistas no han rechazado "la vía del diálogo" en la Ponencia de Autogobierno del Parlamento vasco, pero insisten en conocer, "no sólo la hoja de ruta, sino también el puerto de llegada del PNV". Además, ha advertido que no contarán con los socialistas quienes "quieran convertir el debate en una especie de tertulia sobre las preocupaciones de los nacionalistas".
En una rueda de prensa celebrada en la Cámara, Pastor ha hecho referencia a la Ponencia de Autogobierno que se va a reunir este miércoles para debatir sobre las propuestas que ha presentado cada grupo parlamentario.
Pastor ha advertido de que en ese foro parlamentario pueden contar con los socialistas "quienes quieran trabajar en serio para reforzar el autogobierno y hacerlo más social y más útil para resolver las preocupaciones de los ciudadanos", pero ha señalado que no participarán con quienes "quieran convertir este debate en una especie de tertulia sobre las preocupaciones de los nacionalistas".
En este sentido, ha reiterado que "la forma más ordenada de abordar esa tarea es trabajar sobre un texto articulado" que lleve el lehendakari, Iñigo Urkullu, que "es quien propuso la Ponencia". "Si ha incumplido su compromiso de consultas imposibles en 2015, no puede ahora extender su responsabilidad sobre los demás porque tenemos cosas más importantes que atender para estar perdiendo el tiempo", ha advertido.
El portavoz socialista ha defendido que la "agenda" del PSE-EE es "social", y ha señalado que es la que van a seguir desarrollando en el Parlamento, sin dejarse "despistar por intereses electorales de quienes inician su disputa por la causa nacionalista, ni con anuncios de leyes que el gobierno sabe que tiene nulas posibilidades de que puedan ser trabajadas y aprobadas en lo que queda de legislatura".
"Es la hora de que el Gobierno vasco, que ha permanecido paralizado, dedicado a la mera gestión de las ideas y recursos que otros hemos puesto sobre la mesa, se olvide de promesas legislativas que no tienen ningún futuro y de consultas que no tienen ninguna base", ha defendido en referencia a la Ley de Consultas presentada por EH Bildu que se va a debatir este jueves.
VÍA DEL DIÁLOGO
Pastor ha subrayado que los socialistas no han rechazado "la vía del diálogo, de conversaciones y posibles acuerdos en elementos en los que puedan coincidir", pero ha insistido en conocer, "no sólo la hoja de ruta, sino también el puerto de llegada del PNV, y dónde mezcla dosis de realidad con dosis de ensoñación nacionalistas en el mismo documento".
El representante socialista ha subrayado que el PSE-EE no ha "escondido" su hoja de ruta, por lo que, "quien quiera encontrarse" con ellos "en el camino de la reforma, de la mejora y profundización del autogobierno", les "encontrará".
No obstante, ha rechazado contactos con quien use la Ponencia "como excusa de cara a la campaña electoral para conseguir cosas que son imposibles de conseguir y que ahondan en la división de la sociedad vasca".
Preguntado por el documento político elaborado por la ejecutiva jeltzale y que se encuentra ahora sometida al debate de las bases del partido, Pastor ha reconocido que "es verdad que transitan por un camino alejado de la experiencia catalana, seguramente tras haber espabilado en cabeza ajena".
Sin embargo, ha dicho que le gustaría que fueran "algo más realistas y acaben coincidiendo con los socialistas en que, para que la nueva hoja de ruta para el País vasco tenga virtualidad, es preciso acompasarla con una reforma constitucional".
"Nos iremos encontrando por el camino. Iremos viendo qué es lo que tienen de verdad y lo que tienen de ensoñación la propuesta del PNV. Es camino lo iremos demostrando andando", ha indicado.
TRABAJO PARLAMENTARIO
El portavoz parlamentario del PSE-EE ha destacado que, mientras los nacionalistas empiezan en el primer pleno del año "hablando de lo suyo, es decir, sobre la sempiternas consultas que no pueden hacer", su partido lleva a la Cámara "los problemas de los profesionales sanitarios, de los ciudadanos que buscan el amparo de la Justicia, de quienes no pueden pagar la luz o el gas y de los enfermos de Hepatitis C".
Por otro lado, ha explicado que esta semana también trabajarán sobre leyes que el Gobierno vasco ha llevado "tarde" a la Cámara, pero en las que los grupos trabajan "con intensidad".
"No será por los grupos, y menos por el PSE, por el que el Gobierno de Urkullu va a pasar a la historia como el menos productivo de la historia de Euskadi porque la oposición, especialmente la de los socialistas, somos los que hemos posibilitado que se le dé contenido real a los trabajos de la Cámara impulsando leyes", ha defendido.
Tras criticar la "inacción" del Ejecutivo, Pastor ha recordado las leyes aprobadas como la que hacía referencia al fracking o al copago farmacéutico para asegurar que "ninguna de ellas, habría salido adelante si hubiera dependido de la voluntad del PNV".
"Es un sarcasmo que el gobierno y el PNV muestren tal grado de arrogancia, que al inicio del ultimo periodo de sesiones, pretenda imponernos íntegramente su agenda, la que no ha tenido en los últimos cuatro años", ha indicado.