Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Piden 39 años para un hombre por matar a hachazos a su mujer y su supuesto amante en Alcarràs (Lérida)

La Fiscalía de Lérida ha solicitado una pena de 39 años de prisión para el vecino de Alcarràs que el 30 de abril de 2013 asesinó a hachazos a su mujer embarazada de dos meses y al supuesto amante de ésta en su domicilio y en un bar.
En su escrito de acusación, el fiscal pide asimismo que el detenido indemnice a los familiares de las víctimas por un total de 328.000 euros por dos delitos de asesinato con alevosía cometidos porque "estaba en la creencia de que su mujer mantenía desde hace años una relación sentimental con un vecino del pueblo".
Según el relato del fiscal, el hombre, de 37 años, que tenía dos hijas con su esposa, adquirió en abril de 2013 un hacha "con la finalidad de acabar con la vida de su mujer y su presunto amante" y la llevó a afilar a una ferretería.
El día del crimen, el acusado se dirigió a un bar de la plaza de la Esglèsia de Alcarràs y, al ver que el supuesto amante de su mujer entraba, fue a por el hacha y le asestó ocho hachazos en la zona craneo-facial derecha y la región frontal cuando éste estaba jugando a las cartas.
A continuación, se fue a su casa y mató a su esposa clavándole 14 golpes de hacha en la zona craneal, mientras ella estaba en el sofá viendo la televisión, sin que tuviera "oportunidad de defenderse por la acción rápida y sorpresiva".
Poco después fue detenido, tras arrojar el hacha bajo la cama y coger a sus dos hijas, por la Policía Local de Alcarràs, en el portal de su domicilio.