Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Presidente Diputación Sevilla no revela su voto, pero defiende el papel de estas instituciones

El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos (PSOE), ha rechazado este viernes desvelar lo que hará en la consulta a la militancia sobre el acuerdo con Ciudadanos, porque no quiere "influir" en el comportamiento de otros afiliados, si bien ha insistido en defender el papel de las diputaciones.
De esta manera, se ha declarado "defensor de las diputaciones" al ser preguntado en una rueda de prensa en Sevilla por dicho acuerdo suscrito entre el PSOE y Ciudadanos para la investidura del socialista Pedro Sánchez, en el que se contempla la supresión de las diputaciones. Villalobos ha expresado que "respeta lo que se está haciendo a nivel estatal" y considera que él no es "nadie para enmendarle la plana a nadie".
No obstante, ha manifestado que "si no hay una Diputación, hay que inventarse algo parecido para seguir prestando servicios básicos a los pueblos más pequeños y que la población se asiente en el mundo rural", porque, según ha remarcado, las diputaciones son "entes supramunicipales que lo que hacen es ayudarle a los municipios más pequeños, fundamentalmente a los de menos de 20.000 habitantes.
"Mienten los que dicen que hay mucha gente trabajando" en las Diputaciones, ha incidido, que ha justificado el hecho de que "la masa del presupuesto" de dichas administraciones "se lo lleve el capítulo 1, el de personal", porque las diputaciones son "prestadoras de servicios". "No es por querer tener gente por tenerla", ha abundado.
De igual modo, Villalobos se ha preguntado "quién va a sustituir" a las diputaciones si éstas se quitan. "Algunos dicen que las mancomunidades, otros que las comarcas o los consorcios; en cualquier caso, entes supramunicipales que harían lo que hace esta casa, pero en vez de una Diputación habría diez mancomunidades", ha reflexionado el presidente provincial, para quien lo que "está claro" es que "un pueblo de 2.000 o 3.000 habitantes no puede prestar individualmente servicios como la recogida de residuos sólidos o el de los Bomberos".
"Por eso no sé por qué se pone ese debate sobre la mesa diciendo que se van a ahorrar no sé cuántos millones", ha agregado Villalobos, que cuestiona el ahorro que podría suponer la eliminación de diputaciones, y que ha apuntado que "normalmente los que piensan no conocen la realidad, de ahí los fracasos cuando hay leyes que salen adelante, se constatan con la realidad y se ve que no es lo que había pensado el teórico".
"¿De qué ahorro estamos hablando? Que me lo expliquen", ha preguntado el presidente de la Diputación de Sevilla, que ha querido dejar claro que "esta casa --en referencia a la institución provincial-- no se cierra mañana ni pasado, nos tendrán que convencer".
NO DESVELA SU VOTO
En lo que respecta a la consulta a los militantes socialistas, Villalobos, que también es presidente del PSOE de Sevilla, ha rechazado desvelar lo que vaya a hacer precisamente porque además de presidente de la Diputación de Sevilla lo es de la FAMP y de los socialistas de la provincia, y "lo que diga puede influir en lo que diga la militancia, y no voy a hacer eso, porque me he educado en la democracia interna que tienen las organizaciones políticas", ha dicho.
"Que cada uno haga lo que crea conveniente, pero soy defensor de esta casa", ha abundado Villalobos, que ha reivindicado la labor de quienes trabajan "con el sudor de su frente" en la Diputación que preside, y que en todo caso también ha señalado que es partidario de que "periódicamente hay que estar renovándose, y lo que no funciona quitarlo", por lo que es conveniente "entrar en un debate sobre lo que se hace y no se hace bien".