Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy afirma que al final de 2015 España habrá "superado la mayor crisis económica" de "tres generaciones"

Augura un crecimiento de dos puntos para 2015 y el avance del sector exterior
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este sábado que al final de la presente legislatura, el país estará "mejor" que al inicio en términos de crecimiento y empleo, de formar que se habrá "superado la mayor crisis económica" que se ha vivido "en tres generaciones".
En el marco de la jornada 'Andalucía en el centro de la acción de Gobierno' organizada por la Cámara de Comercio de Almería y ante unos 170 empresarios de la provincia así como cargos del PP, Rajoy ha indicado además que, según las perspectivas de la Comisión Europea, España será el país "que más crezca en la zona euro" tanto este año como el próximo, si bien ha manifestado su interés en que "crezcan todos" para que haya "más crecimiento y más empleo".
Ante este panorama, el presidente del Ejecutivo ha señalado que una vez alcanzado este crecimiento previsto, "tendremos que ser conscientes de que vivimos en un mundo abierto, muy competitivo" en el que los países que conforman la Europa tendrán que generar "recursos" y "actuar con responsabilidad" para mantener el sistema de bienestar.
Rajoy, que ha articulado su intervención en explicar la situación de España ante su llegada al Gobierno, durante la aplicación de reformas y frente a sus perspectivas de futuro, ha augurado que a lo largo de 2015 el país crecerá en dos puntos al tiempo que el sector exterior "va a continuar en positivo", si bien ha instado a estar "vigilantes" al cambio del euro, cuya bajada "es un buen dato para nuestras exportaciones" así como al precio del petróleo y la situación en Europa.
"Para nosotros es fundamental que las cosas en Europa vayan bien porque son nuestros vecinos, clientes y proveedores", ha apuntado el presidente, quien también prevé una mejora ya iniciada del consumo de las familias al que acompañará "la reforma fiscal, el aumento del empleo y la reducción de tipos de las hipotecas". Asimismo, ha destacado "buenas perspectivas para el sector industria" ya que España se muestra "atractiva" para la inversión nacional y extranjera dado que este año se han registrado 20.000 millones de euros más que el pasado año durante el mismo periodo, según sus datos.
PREVISIÓN DE CRECIMIENTO Y EMPLEO
El líder del Gobierno ha destacado así la senda de "crecimiento económico" iniciada desde hace cuatro trimestres en España pese a que sea "muy moderado", de forma que prevé que se registre también crecimiento en el tercer trimestre de este año aunque "no hay datos oficiales" así como un descenso del desempleo, que "se volverá a repetir en octubre".
En esta línea, ha apuntado que hasta el mes de septiembre se registraron 300.000 personas más afiliadas a la Seguridad Social con respecto al mismo mes del pasado año. "Tras 68 meses seguidos, casi seis años en los que cada mes del año de todos los años había menos afiliados a la Seguridad Social, en febrero de este año se produce el cambio", ha apuntado Rajoy, quien ha asegurado que la tendencia seguirá y que, prueba de ellos, es que "hay menos parados apuntados" al SEPE.
Para ello, el presidente del Gobierno ha abogado por "perseverar" en el trabajo que se ha realizado desde su llegada, momento en el que ha puesto especial énfasis en "seguir con la consolidación fiscal" y en trabajar "en la integración económica" en Europa. Asimismo, ha manifestado que la reforma fiscal que entrará en próximo año "dejará 9.000 millones de euros en manos de los contribuyentes".
Rajoy ha vuelto a defender así un programa de cinco puntos, tres de ellos de responsabilidad europea, por los que su Gobierno ha abogado para la recuperación económica de España, que ha conseguido "reducir su déficit en plena recesión" durante los dos primeros años de legislatura. "Eso no tiene precedentes", ha apostillado antes de recordar que el objetivo para este ejercicio es alcanzar el 5,5 por ciento hasta que en el futuro quede "en cero".
En esta línea, ha incidido también en las reformas estructurales para "sentar las bases sólidas" para el futuro del país y que tienen que ver con la sostenibilidad financiera, la reestructuración del sistema financiero español, la reforma laboral, la reforma energética, la de la administración pública y la de unidad de mercado.