Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sánchez fija seis principios irrenunciables para cualquier pacto, entre ellos el 'no' al referéndum en Cataluña

El secretario general de PSOE, Pedro Sánchez, ha fijado este jueves seis principios irrenunciables para cualquier acuerdo de gobierno "de cambio" después de las elecciones del 26 de junio, que los socialistas aspiran a ganar. Entre ellos está la reforma federal de la Constitución y el rechazo al referéndum de independencia para Cataluña Cuando faltan dos semanas para el inicio de la campaña electoral, el líder del PSOE ha marcado los "seis pilares" sobre los que quiere "construir todos los acuerdos con el resto de fuerzas políticas del cambio", un documento que, ha dicho, ofrecerá el PSOE "siendo la primera fuerza política al resto de formaciones" para poder poner en marcha ese gobierno del cambio.
El secretario general de PSOE, Pedro Sánchez, ha fijado este jueves seis principios irrenunciables para cualquier acuerdo de gobierno "de cambio" después de las elecciones del 26 de junio, que los socialistas aspiran a ganar. Entre ellos está la reforma federal de la Constitución y el rechazo al referéndum de independencia para Cataluña
Cuando faltan dos semanas para el inicio de la campaña electoral, el líder del PSOE ha marcado los "seis pilares" sobre los que quiere "construir todos los acuerdos con el resto de fuerzas políticas del cambio", un documento que, ha dicho, ofrecerá el PSOE "siendo la primera fuerza política al resto de formaciones" para poder poner en marcha ese gobierno del cambio.
"Queremos responder al para qué antes de con el quién --ha defendido Sánchez--. El PSOE sale a ganar, aspira a ser la primera fuerza y antes de con quién queremos ir, lo que queremos es plantear a los españoles hacia dónde queremos ir, y queremos ir a un país mucho más justo socialmente, europeísta, un país unido que reconoce su diversidad territorial y desde luego que garantice no sólo la cohesión social sino también la indepencia y las libertades en nuestro país".
Estos límites, que el candidato socialista a La Moncloa ha presentado ante el monumento a la Constitución junto al Paseo de la Castellana, buscan blindar el Estado del Bienestar; derogar "de facto" la reforma laboral del PP; evitar el control político de la Justicia, las fuerzas de seguridad y los organos consitucionales; luchar contra la violencia de género; emprender la reforma laboral de la Constitución y caminar hacia una Europa "social, democrática y solidaria".
"NO A LOS RECORTES"
En primer lugar, y ante la situación de las cuentas públicas y la "amenaza" de una multa de Bruselas por no cumplir el déficit, Sánchez ha recalcado que el PSOE apuesta por mantener el Estado del Bienestar y ha expresado su "rechazo rotundo a cualquier tipo de recortes" que puedan afecta a la cohesión social del país.
Para ello, ha apostado por hacer una reforma fiscal progresiva que permita tener recursos suficientes para el desarrollo del Estado del Bienestar. El PSOE quiere garantizar las pensiones, la universalidad de la Sanidad Pública, cumplir la Ley de Dependencia y otorgar un ingreso mínimo vitan para 700.000 familias.
En relación con el empleo, Sánchez ha destacado que los socialistas quieren elaborar un nuevo Estatuto de los Trabajadores que implica la "derogación de facto" de la reforma laboral del PP, para "decir no a la precariedad" que, a su juicio, ha provocado el Gobierno de Mariano Rajoy.
La oferta de los socialistas incluye además un plan de choque para el empleo de los parados de larga duración y los jóvenes y un subsidio por desempleo para mayores de 45 años con cargas familiares y para mayores de 52 hasta la edad de la jubilación.
El tercer principio fijado por el PSOE incluye la aprobación de "un sistema no partidista de designación parlamentaria de los órganos esenciales del Estado"; una reforma de la Justicia que suprima las tasas y garantice la independencia de los jueces y la obligatoriedad de las listas electorales abiertas.
Y el cuarto exige la lucha contra la violencia de género y la atención de las víctimas, aumentando el presupuesto destinado a la prevención y garantizando el acompañamiento judicial personalizado. Además, apuesta por crear unidades de coordinación contra la violencia de género en las comunidades autónomas.
Otro de los límites marcados por el PSOE es el de la reforma federal de la Carta Magna y el rechazo al referéndum de independencia para Cataluña. Pero, además, los socialistas quieren que esa reforma incluya la modificación del artículo 135 y la limitación de mandatos de los presidentes del Gobierno.
Y, finalmente, apuesta por no abandonar "el ideal europeísta" y trabajar por una verdadera "unión fiscal, política y social". Además, los socialistas abogan por una nueva senda de cumplimiento de los objetivos de déficit y una UE solidaria, que tenga una política de acogida de refugiados y respete los Derechos Humanos.